Tsuki ga Michibiku Isekai Douchuu


Capítulo 303: Espectáculo Sorpresa



Fecha de Publicación: 2020-03-14 00:11:35

Fecha de Actualización: 2020-03-14 00:11:35

Publicado por: drakaurs


¿Qué están haciendo?



Las breves palabras que se suponía que provenían de lo profundo de mi garganta terminaron siendo dejadas salir como un suspiro triste.



Mis ojos se casi se voltearon ante la sorpresa.



Es el restaurante Chihiro Man Rai; Nuestro alojamiento.



““Bienvenido a casa ♪.””



Fui recibido con una extraña energía.



Tomoe, Mio e Iroha-chan.



Haku Mokuren-san también está allí.



En vestidos chinos.



Tomoe: “La Gorgona que dejamos en Mizuha nos contactó diciéndonos que la ropa estaba terminada”.



Tomoe que tenía un atuendo azul brillante explico esto.



Aah, lo de Mizuha.



Lo que pedimos y simplemente dejamos a alguien de Asora allí esperando a que fuera completado, ¿eh?



¿Pero la muestra tenía una apertura tan profunda?



¿Por qué expones esa figura tuya con tanta diversión?



Mio: “Hm, mis piernas son un poco... Waka-sama, ¿te gusta este vestido?”



Es el clásico negro, pero siento que rara vez veo un vestido negro chino, y Mio me pregunta mi opinión.



Incluso si me preguntas sobre gustos o disgustos, no me interesa mucho el cosplay.



Creo que le queda bien.



Aah, ¿entonces eso significa que me gusta? Así es como es, lo entiendo ahora.



Iroha: “Es un poco diferente de un yukata ... Así que este es un vestido chino, ¿eh? Esta es la primera vez que me pongo esto”.

Haku: “Yo también estoy participando en esto ~ ♪”



El de Iroha-chan es de color azul.



¿Es eso? ¿Es consciente del azul de Tomoe?



O más bien, ¿por qué estás aquí?



¿No estabas en medio de una gran crisis que podría dar la vuelta al Ministerio de Justicia?



Por alguna razón, el área inferior es muy corta, convirtiéndola en un minivestido chino. ¿Qué hay con eso?



Eso es indecente.



Shougetsu-san... No lo veo aquí.



Izumo ... tampoco está aquí.



¿Los que deberían detenerlas están ausentes?



¿Dónde están los hombres?



Además, Haku-san... ella también lleva un minivestido chino.



Por cierto, ella es la que da la mayor sensación de cosplay.



Para ser específicos, hay un alto nivel de exposición. Pero incluso cuando la miro, no siento mucho.



Tal vez porque su ropa de bailarina habitual en realidad tiene más exposición. Como su estómago, sus axilas y su espalda.



Aquí hay más partes cubiertas, por lo que es más fácil de ver que con su atuendo habitual.



Participando, dice ella. En primer lugar, se hicieron con los tamaños de Tomoe y Mio en mente. Estoy impresionado de que puedas usarlo.



Makoto: “¿Hm?”



El hecho de que esta persona está aquí ...



Las repentinas 4 personas con vestidos chinos hicieron que mi mente se fuera volando por un momento, pero noté algo.



Falta una.



Makoto: “¿Ginebia-san también está aquí?”

Ginebia: “…Lo estoy. Sin embargo, no voy a hacer ese cosplay”.



Ooh, ahí está ella.



La que abrió la puerta corrediza y apareció fue sin duda Ginebia-san.



El compañero de Haku-san.



Pero ella no está en su atuendo de monje.



Es un traje de mucama de la era Taisho... Si no recuerdo mal, es el uniforme que usan los que sirven en el poder judicial aquí.



Pluma de flecha estampada. Es simple, pero le queda bien.



Deben haber sido Tomoe o Mio quienes seleccionaron ese.



Makoto: “Uhm, ¿cuál es el significado de esto?”



Tomoe está haciendo una variedad de poses.



Mio mira aquí con ojos ardientes.



Iroha-chan se tambaleaba y, a veces, daba vueltas.



Haku-san está haciendo movimientos de baile ágiles con un ritmo que claramente no se ajusta a su atuendo.



Es un caos.



En mi perspectiva, hay un caos que supera al de la noche anterior aquí mismo.



Por ahora, le hago esa pregunta a Ginebia-san, que parece estar de pie aun soportando un dolor de cabeza.



Ella también lleva un lindo delantal blanco con volantes, pero sentí que ella es la más cuerda aquí.



Ginebia: “Bueno, como dijo Tomoe-san, fuimos contactadas por personal de la Compañía Kuzunoha que estaba en Mizuha”.

Makoto: “¿Y luego?”

Ginebia: “Y trajeron una gran cantidad de disfraces aquí”.

Makoto: “...”



Fumu fumu, no es broma, puedo entender perfectamente hasta allí.



Ginebia: “Además, bueno, debe ser tu culpa, Raidou-kun”.

Makoto: “¡¿Por qué?!”

Ginebia: “Porque después de tu transmisión de pensamientos, Tomoe-san comenzó a enloquecer”.

Makoto: “?”

Ginebia: “No sé si te llamo Danna-sama o Goshujin-sama, pero se supone que estaban tratando de animarte ya que parecías deprimido”.

Makoto: “…Oh.”

Ginebia: “Y entonces, nosotras, que desafortunadamente les preguntamos cuál era el problema, también fuimos arrastradas a esto. Bueno, eso es básicamente lo esencial. Fuuh ...”



Ginebia-san, quien es un monje que habla con sus puños, explica esto como si estuviera cansada.



Haku-san está bastante metida en eso, por lo que debe ser así como funciona la relación de estas dos.



Makoto: “G-Gracias por tu arduo trabajo”.

Ginebia: “Por cierto, no soy un monje que habla con sus puños. Enfrenta adecuadamente los sentimientos de esas chicas que se esforzaron por usar ropa a la que no están acostumbradas para mejorar tu estado de ánimo, ¿de acuerdo?”

Makoto: “Ah, sí, sí”.

Ginebia: “Además, si es posible, borra esta vista de Haku y yo de tus recuerdos. ¿Por qué me hacen usar esta ropa con apariencia de anfitriona con volantes o lo que sea? Caray”.



Ah



Ginebia-san da consejos para nuestra relación como lo hizo Rokuya-san.



Ahora que lo pienso, ella también es un sabio.



Por eso entiende el uso original de este tipo de disfraces.



Bien, también hay personas que se sienten avergonzadas por esto.



O más bien, esa es la reacción normal.



Tomoe: “¡Waka!”



Tomoe me llama con mucho vigor.



Makoto: “Sí, ¿qué sucede?”

Tomoe: “Después nos cambiaremos a unos disfraces de conejita, ¡así que estaba pensando que tal vez podríamos acompañarte en el baño con esos! ¡Fuera debería estar haciendo frio, así que tu cuerpo debe estar frío!”



Cierto.



Los vestidos chinos eran uniformes para los carceleros, si mal no recuerdo.



... ¡Espera, eso no!



Makoto: “¡Lo que estás diciendo no tiene sentido, Tomoe! Además, ¡no me toco la lluvia en absoluto! ¡Puedo bañarme por la noche!”

Tomoe: “¡¿Qué?! ¿Entonces no es un disfraz para bañarse? Muuh, Haku, ¿no hay disfraces para bañarse en los que llegaron? Nuestro Waka es un brote tardío, sabes. Sería genial si es algo que oculta algo la piel...”



Siento que ya estás tratando de hacer que esto sea un asunto resuelto, pero no es como si me fuera a bañar con ustedes todos los días, ¿sabes?



Haku: “¡Por ​​supuesto, podemos elegir algunos, Tomoe-chi! ¡No hay que preocuparse tampoco, Mio, que está mirando hacia aquí como si suplicara! ¡Había varios trajes de baño variados allí! A ver ...”



......



Tengo que mantenerme firme.



Parece que ser débil no trae nada bueno después de todo.



Pensé esto mientras miraba con los ojos en blanco esta situación en la que una buena cantidad de disfraces volaban en el aire.



Y entonces, me di cuenta.



El hecho de que Lime, Beren y Hokuto estaban en una esquina de la habitación.



Me parece que borraron su presencia e intentaron hacerlo para que las chicas no los rodearan y los arrastraran a esto.



... Aah, entiendo ese sentimiento realmente bien.



Haku: “¡Ah, ahí está! ¡Bikini! ¡Una pieza! ¡Pareo! Pero este es un poco viejo, ¿no te parece, Bia? ¡¿No es un sujetador de cuello con un pareo elegante ?!”



Aparentemente vienen de una época anterior a la de nosotros.



Pero me pregunto de qué tendencia de la moda eran.



Yo mismo prefiero cosas como pareos largos y otros que tienen mucha tela.



Ginebia: “¡No hables con la suposición de que lo usaremos! Además, Tomoe-san y Mio-san tienen buenas proporciones corporales, por lo que no hay necesidad de ir a la moda de temporada. Simplemente pueden usar un bikini sin preocupaciones. ¡Especialmente hacia un hombre!”



Pa-pareo largo...



Ginebia-san parece ser increíblemente varonil.



Yo también debería ir a una esquina.



Todos nos sentaremos de rodillas y esperaremos a que pase la tormenta.



Haku: “Entonces, ¿qué debemos hacer con el color? Dicho sea de paso, el rosa es imprescindible”.

Ginebia: “Para los colores, solo elige negro, blanco, rojo y ocasionalmente púrpura. No hay moda popular en términos de gustos masculinos: hey, Raidou-kun”



*Sujetar*



Ella agarró el cuello de mi cuello muy fuerte.



Directamente.



Fuerte, muy fuerte.



Makoto: “Ah, no me interpondré en tu camino”.

Ginebia: “¿Crees que el único juez puede irse antes de que todo termine? Solo ríndete”.



Ella sonríe.



Oi, ¿lo sabias? A veces, las sonrisas pueden hacer que el Futsu permanezca en ellas, ¿sabes?



Siento que puedo ver a un Ogro asomándose por su hombro.



Makoto: “¿Irme antes de que termine? De ninguna manera. Estaba pensando que había un aroma a salsa de soja y miso desde allí, ¿sabes?... Oi! ¡Al menos cámbiate en una habitación diferente, Haku-san!”



¡Definitivamente no debes hacerlo aquí!



Ginebia: “Haku! ¡Al menos mantén la mínima decencia! Oye, ¿por qué Iroha-chan es la primera a la que miras? Tomoe-san y Mio-san están allí. ¡Oi, Haku!”

Haku: “Hyaha, muy divertido ~!! ¡Cuánto tiempo ha pasado desde que he estado rodeada de tanta ropa!”



¿Cómo creen que veo a Iroha-chan? ¿Eh?



Esa bailarina, ¿qué tipo de fetiche cree que tengo?



¡Soy normal, ya sabes! Probablemente.



Makoto: “Fue solo por un momento. Admito que me sentí deprimido solo un poco. Pero pensar que convocaría a este tipo de caos ... ¿Cómo resultó de esta manera?”

Tomoe: “¡Oh, Mio, ya que tenemos la oportunidad! Tu Arke... ¡Minato! ¡Vamos a traer eso y tomar algunas fotos!”

Mio: “…Es una buena idea.”



Mio parece estar también dentro.



Al final, este espectáculo sorpresa continuó hasta la noche.



Traje de conejita, traje de enfermera, mucama, traje de baño, yukata, secretaria, mujer policía, reina de las carreras, estudiante de secundaria; Encontraron mucho.



Minato fue llamado y sirvió como camarógrafo con un prototipo de cámara réflex, y Hokuto sirvió como asistente.



Cierto, las cámaras de fotos que Minato logró recrear son bastante populares en Asora, especialmente en el lado femenino.



Dejando a un lado a Tomoe que se interesa en casi todo; personas como Mio y Ema también estaban bastante interesadas.



Tomoe dijo “No me mires con esos ojos, idiota” y le dio una bofetada a Lime, pero parecía estar divirtiéndose.



Beren parecía estar más interesado en la ropa que en las personas que la usaban, por lo que se concentró en la ropa junto con la Gorgona.



Y así, este evento caótico se propagó a todos los que lo rodean.



Puse mis manos juntas en oración.


2744 Lecturas