Death March Capitulo 74: La gente del territorio del Barón Muno (8)




Manual




Aquí Satou. Durante el tiempo en que estaba trabajando, pude ganar intensas peleas cunado discutíamos acerca de los recursos solicitados, pero ahora que estoy viviendo una vida tranquila en este mundo, me he vuelto un poco torpe.

Sin embargo, me pregunto si vivir humanamente no es más que una ilusión para la gente que vive en este mundo tan brutal.

 

••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

 

Satou: “Aquí está el equipaje que se ha recuperado de los ladrones.”

Hayuna: “Oh querido, incluso, recuperaron nuestro equipaje además de ayudarnos.”

 

Hayuna-san dio las gracias al recibir el equipaje. Toruma se asomó en el equipaje, y pregunto sin vacilar.

 

Toruma: “¿Has visto un puñal en el interior del equipaje?”

Satou: “Esas fueron las únicas cosas en el escondite. Pero debe haber muchas más en las pertenencias de los ladrones.”

Toruma: “Es un puñal con una vaina de cuero blanco ...”

Satou: “Si es ese, fue tomado por el daruma con varaba que parecía ser el líder. Espera un minuto.”

 

Mientras lo decía, saque una daga de la caja de herramientas en el borde de la carreta. Por supuesto, lo saqué del almacenamiento. la daga es relativamente simple, pero hay un hermoso diseño con la cresta de una familia colocada en un punto, está muy de moda. La hoja no es una herramienta mágica, pero está hecha de mithril forjado por los enanos.

 

Satou: “¿Es esto?”

Toruma: “¡Si eso es!”

 

Toruma quien iba a recibir la daga de mí fue detenido por las palabras de Arisa.

 

Arisa. “Espera, eso es nuestra recompensa por el exterminio de los ladrones. Incluso hemos obtenido el permiso de los caballeros. Si lo quiere, usted tendrá que presentar algo de igual valor.”

Toruma. “Esto tiene la cresta de mi familia grabada. No lo puedo entregarla a otros.”

Arisa: “Entonces, ¿qué? Usted, ha tenido una reunión muy emotiva, pero ni siquiera ha dicho gracias por haber sido rescatado ¿Cierto? ¿Y además de eso, todavía tiene el descaro de reclamar las posiciones de otras personas?”

Toruma: “Tienes que ser más educada hacia los adultos.”

Arisa: “Lo siento, pero eso es para cuando las negociaciones hayan terminado. Durante una negociación, voy a hablar de esta manera, incluso si el oponente es un rey, ese es mi estilo.”

 

Realmente parece como si ella fuera hablar en ese tono, incluso a un rey.

Toruma no puede replicar a las duras palabras de Arisa.

Hayuna-san, quien es incapaz de ver esto, está dando unas palabras a Toruma.

 

Hayuna: “Querido, en primer lugar, por favor da las gracias a ellos. Esta persona utilizo una costosa poción mágica para salvarte de morir. Por otra parte, él me protegió de la espada de los caballeros y los ladrones, el salvo mi vida. Por encima de todo, se puso en peligroso al ir al escondite de los ladrones para rescatar a Mayuna. Ahora, vamos a darles las gracias”.

Toruma: “Estas en lo correcto Hayuna. Estaba equivocado. Comerciante-dono, este Toruma está realmente agradecido por su amabilidad.”

 

La pareja se inclinó al mismo tiempo.

 

Toruma: “Sin embargo, me gustaría que pudiera regresarme esta daga a como dé lugar. Por supuesto, voy a dar todo lo que sea capaz por ella.”

 

Parece que ha reconocido que el derecho de propiedad me pertenece, pero, aun así, “Regresármela.”, En lugar de, “Por favor, permita que me quede con ella.”

 

Satou: “Lo que sea, ¿cierto?”

Toruma: “M, mi hija y esposa están fuera”.

 

Toruma cubrió frenéticamente a su esposa e hija. Creo que es de mala educación que las cubra de mi línea de visión. Tal vez, él está pensando que soy un hombre sin honor.

Aunque supongo que no se puede evitar que el crea eso de una persona que está viajando junto con siete niñas de diferentes razas.

 

Arisa: “En ese momento, usted no tiene dinero o joyas ¿Cierto?”

Toruma: “Umu, Los ladrones se llevaron todo.”

Arisa: “¿Y qué tal herramientas mágicas?”

Toruma: “También fueron tomadas por los ladrones.”

 

Arisa se encogió de hombros exageradamente.

Ella probablemente ya era consciente de eso desde el principio, pero sabe sobre su conexión con el duque - en otras palabras, un sobrino del gran noble, por lo que probablemente está tratando de obtener una recompensa de la casa de su padre.

 

Toruma: “Es imposible en este momento, pero si llegamos al ducado... no, voy a pagar si nos dejas ir contigo hasta el castillo del Barón Muno.”

Arisa: “¿Qué? ¿Está familiarizado con el barón?”

Toruma: “Sí, él es mi primo segundo del lado de mi padre. Usted, debería de añadir el sufijo 'sama'. Al final”

 

Arisa ignoro claramente las palabras de Toruma.

 

Arisa: “Entonces, ¿Qué tanto vale esta daga?”

Toruma: “Es una herencia importante, por lo que nunca ha sido evaluada. Como agradecimiento, les voy a dar 5 monedas de oro.”

 

Arisa miro hacia aquí e intercambiamos miradas por un segundo.

Por cierto, el precio de mercado de la daga es de 30 monedas de oro. El precio es extraordinario para las herramientas no-mágicas. Por ahora vamos a exagerar la información que tengo de la AR.

 

Satou: “Toruma-san, he evaluado esta daga anteriormente, con esa vaina bien diseñada junto con la hermosa hoja de mithril que fue forjada por el famoso artesano enano, Dohar, su valor no sería menor a 30 monedas de oro.”

Arisa: “Si la llevamos con un duque experto, o a otros nobles a los que les guste competir por su interés, podríamos obtener más ¿Cierto?”

 

Arisa está hablando de una cosa una poco sucia.

 

Toruma: “E, eso sería un problema. Sin embargo, incluso los nobles tendrían dificultades para reunir dicha cantidad de monedas de oro.

Arisa: “Cierto~, ya que nuestro maestro no tiene problemas de dinero, usted podría pagar con otra cosa.”

Toruma: “Nosotros escapamos de casa, por lo que incluso si regreso a la casa de mi padre, no tengo cosas valiosas para darle.”

Arisa: “Oh cierto, he oído de su esposa que estaba utilizando un pergamino para defenderse de los ladrones ¿verdad?”

Toruma: “Sí, mi padre administra un taller de pergaminos. Cuando estaba saliendo de mi casa, me dieron muchos rollos para protegerme.”

Satou: “Hoo, un taller de pergaminos eh, me gustaría observarlo por todos los medios.”

Toruma: “Sí, si usted da una visita a la capital del ducado - ciudad Oyugock, por favor visite nuestra tienda.”

 

Yo sin querer interrumpí en la conversación, Arisa está mirándome como diciendo, “No interfieras en las negociaciones.”

Aun así, un taller de pergaminos eh, si aprendo a hacerlos, los podría producir en masa por mí mismo. Es probablemente que estén llenos de secretos, por lo que normalmente ellos rechazarían una visita, tengo suerte de este.

Cuando Arisa pregunto el precio de los pergaminos, le respondieron 'entre 3-5 monedas de plata'.

 

Arisa: “Nuestro maestro es un coleccionista de pergaminos. Él puede cantar los hechizos de magia por sí mismo, así que cuando regresemos a su mansión, le explicaran sobre los pergaminos, como su edad o de que taller vienen y para qué sirven los pergaminos.”

 

Arisa es una excelente negociadora. Si yo soy un mago entonces no tengo necesidad de pergaminos para lanzar magia, pero si solo soy un coleccionista entonces probablemente no me los venderán. Por otra parte, ellos no me darán sólo el mismo tipo de pergamino.

 

Toruma. “Oh, pensé que eras un comerciante, pero resultó que eres un mago.”

Satou: “Todavía soy un aficionado que sólo puede utilizar algunas artes mágicas. Estoy más activo como un comerciante.”

Toruma: “La distribución de los pergaminos está regulada por la ley, por lo que no se pueden vender si tiene pensados revenderlos, pero si es un mago entonces no hay problema. Estoy diciendo esto sólo para que quede claro, pero es imposible vender pergaminos mágicos de nivel intermedio ya que ha sido decretado por el ejército”.

Satou: “Sí, es suficiente con los de la clase principiante. Sin embargo, ya que soy un coleccionista, yo no estaría contento si solo me dan el mismo tipo de pergaminos, así que prefiero que me den varios tipos.”

Toruma: “Podría ser difícil encontrar juntar pergaminos sin duplicar hasta juntar un valor de 30 monedas de oro, ya que por lo general sólo fabricamos los que se venden bien, hay alrededor de 20 tipos diferentes, podría ser necesario mirar en el almacén.”

Arisa: “Ara, tan sólo podrías pedir a la gente del taller de pergaminos que hagan uno con el hechizo solicitado cierto.”

Toruma. “Ah, eso es correcto. Por supuesto, se necesitarían varios días. Satou-dono, ¿está bien con eso?”

Satou: “Sí, queda establecido el contrato, entonces.”

 

Asentí con la cabeza a Toruma e iba a darle la daga, pero Arisa nos detiene de nuevo.

 

Arisa: “Una promesa verbal no es suficiente. Voy a hacer un contrato escrito, por favor ponga su firma y haga un sello de cera con el pomo de la daga.”

 

Arisa extendió el contrato hacia Toruma. Esto es lo que está escrito, [Como compensación por la daga, Toruma ha de pagar a Satou con pergaminos por un valor de 30 monedas de oro], [El precio de los pergaminos será el de su precio de venta], [Los pergaminos no pueden ser duplicados], [Si no hay suficiente variedad, Satou elegirá un hechizo para que fabriquen el pergamino], [En caso de que sea necesario fabricar el pergaminos, Toruma tendrá que asumir el coste de la orden], y, por último, [En caso de incumplimiento de contrato, Toruma y su familia servirán a Satou como esclavos durante 30 años].

 

Toruma: “¿Podría borrar la última línea?”

 

Toruma puso una expresión amarga, pero Arisa no cedió.

 

Arisa: “No, pero, bien entonces. ¿Es el actual jefe de la casa de sus padres un vizconde? ¿O un barón?

Toruma: “Es vizconde. Vizconde Shimen.”

Arisa: “Entonces, [En caso de incumplimiento de contrato, en el nombre del vizconde Shimen, Toruma pagará 90 monedas de oro], ¿qué le parece?”

Toruma: “90 monedas de oro?! Eso es demasiado.”

Arisa: “Ara, es sólo un posible escenario. Al cumplir con el contrato, solo tendrá que dar entre 30 y 40 pergaminos, y sería el fin de la historia. ¿O va a renunciar a la daga?”

 

Arisa está sonriendo muy maliciosamente. Ella está disfrutando de verdad. Arisa es sin duda una S. Sin duda.

 

Toruma: “No se puede evitar, este último está muy bien.”

 

Al final, después de renegar por un tiempo, Toruma firmó el contrato que Arisa ha escrito. Incluso se preparó una copia marcada. ¿Me pregunto si en su vida anterior habrá trabajado en un bufete de abogados?

 

Tama: “Pájaros ~”

Pochi: “Presas, son pocas.”

 

Pochi y Tama trajeron dos pájaros del tamaño de palomas, y cinco huevos pequeños. También trajeron frutos de haya, hierbas silvestres y plantas silvestres comestibles dentro de la bolsa. Me pregunto si ellas fueron educadas por ancianos y niños, ellas trajeron mayor variedad de hierbas silvestres. Le di las gracias a las dos que están un poco desanimadas ya que no pudieron encontrar muchas presas. Voy a hervir los huevos y dar la mitad a cada miembro.

 

Toruma: “Todos sus esclavos se ven fuertes.”

Satou: “Sí, de acuerdo con un soldado de la ciudad Seryuu, son comparables a caballeros de alto nivel.”

Toruma: “Eso es increíble. Pero, si eso es cierto, entonces puedo entender cómo pudo exterminar a tantos ladrones.”

Satou: “Eso es porque había dos caballeros reales con nosotros.”

Toruma: “Esos caballeros! ¿Son sus conocidos?”

 

Como era de esperar, es una persona débil de carácter, o más bien cualquiera podría perder su compostura cuando se trata de la gente que ha casi lo mata.

 

Satou: “No, fue nuestro primer encuentro. Parece que eran caballeros del Baron Muno.”

Toruma: “¿Qué, eran caballeros de primo-dono eh?, no puedo creer que un caballero iría tras una persona desde atrás incluso en mis sueños más salvajes.”

Satou: “Sí, también casi mataron a su esposa.”

Toruma: “¿Es eso cierto?”

Satou: “Sí, fue bueno llegar a tiempo.”

 

Mientras estábamos conversando, la preparación de la comida termino. Organizamos los asientos para la comida como de costumbre. Sin el plato fuerte, el menú de hoy es carne de ave frita con verduras en soperas individuales, sopa de patata dentro de las tazas, y dos patatas cocidas para cada uno.

 

Toruma: “Hoo, estos son bastante grandes.”

 

Toruma se lamio los labios dejando caer sus mejillas, pero parece que no de acuerdo con el número de platos en la mesa.

 

Toruma: “¿Eh? ¿Vas a dejar que los esclavos y sirvientes coman junto con el maestro?”

Satou: “Sí, son mis compañeros de viaje. Nos gusta profundizar nuestra solidaridad al comer juntos. ¿No es igual en el ejército?”

Toruma: “Sin embargo, podríamos enfermar por comer junto con los esclavos.”

Hayuna: “Querido, estas niñas están bastante limpias. Nosotros mismos apestamos a sudor.”

 

Nunca he estado en un ejército, sin embargo.

Toruma se veía insatisfecho, pero fue convencido por Hayuna-san. Yo no pensé en ello porque Zena-san actuaba de forma normal, pero a una persona relacionada con los nobles no le gusta comer juntos con los esclavos después de todo eh.

 

Aun así, decir cosas como que podríamos enfermar por comer juntos es grosero.

Dividí los asientos durante la comida en dos. En un lugar puse a Toruma y su pareja, lo hice porque parecía que nuestras chicas no serían capaces de disfrutar de su comida.

Dado que sería grosero para mí como anfitrión dejar solo a Toruma, junto con Nana, me senté con la pareja.