Death March Capítulo 255: Retadores




Manual




Aquí Satou. Cuando los juegos de lucha eran populares, me gustaba jugar contra jugadores que sabía que no podía ganar. Pude aprender varias cosas a pesar de que fui golpeado duramente de un solo lado.

 

•••••••••••••••

 

El sacerdote se precipito hacia Julberg y le curo la mano.

El efecto de la magia de nivel alto de sanación es excelente, la mano rota fue restaurada en un instante.

 

Julberg: “Liza-dono, tu fuerza es genuina.”

Liza: “Me siento honrada.”

 

Julberg que ha sido sanado hablo con Liza.

Liza responde mientras luce serena, pero su cola se balancea de un lado a otro. Su cola es bastante honesta

 

Julberg: “Las Ocho Espadas de Shiga son la cúspide que protege al reino.”

 

Julberg de repente comienza a narrar una historia a Liza.

 

Julberg: “Por esa razón, creo que la raza o el linaje no tiene nada que ver con eso, siempre y cuando se tenga fuerza y ​un corazón que piense mucho en el reino.”

 

Aparentemente está invitando a Liza a convertirse en una de las Ocho Espadas de Shiga, aunque él no se lo haya dicho directamente.

 

Julberg: “En este momento hay tres puestos vacantes dentro de las Ocho Espadas de Shiga, entre ellos, dos se han convertido en asunto de disputas de facciones entre los nobles. Sin embargo, soy libre de nombrar al último asiento.”

 

¿Porque me miras a mi cuando dijiste la parte de la “disputa de facciones”?

 

Julberg: “Quiero ofrecerte ese asiento. ¿Lo recibirías?”

 

Le dijo a Liza con una expresión seria.

Las chicas a mi alrededor miran a Liza mientras lucen tensas. Solo Nana, que está en su habitual “mi ritmo”, está jugando con las plumas de Shiro y Crow.

 

Liza: “Me niego.”

 

Liza rechazó la invitación de Julberg con una voz potente.

Arisa y Pochi perdieron su fuerza después de sentirse aliviadas. Eso está bien y todo, pero deja de frotarte la cara en mi pierna durante la confusión, Arisa. Tú también Mia, deja de imitar a Arisa.

 

Julberg: “¿Por qué? Podrás ser esclava de Sir Pendragon en este momento, pero la familia real te liberará si te conviertes en una de las Ocho Espadas de Shiga e incluso se te otorga un título honorario, ¿sabes? Es un honor que normalmente no puede ser obtenido por un semi-humano, ¿por qué te niegas?”

 

Liza detiene a Julberg, quien habla mientras parece que no puede creerlo.

 

Liza: “Ciertamente, creo que es un gran honor para mí.”

Julberg: “Entonces--”

Liza: “Sin embargo, mi lealtad no radica en el Reino, sino en el Maestro. No estoy calificada para convertirme en una de las Ocho Espadas de Shiga quienes deben someter su lealtad al Reino.”

 

Esas son líneas delicadamente peligrosas.

En ese momento, Arisa, el creador del estado de ánimo, irrumpe.

 

Arisa: “¡Así es! ¡Nosotros somos los ‘Siete Valientes de Pendragon’! ¡Junto al Maestro, te mostraremos que nos convertiremos en el nuevo guardián del mundo que competirá con las Ocho Espadas de Shiga!”

 

¿Qué diablos son los ‘Siete Valientes de Pendragon’’? ¿Tienes siquiera algún respeto por los Diez Valientes de Sanada?

Arisa probablemente lo dijo para suavizar la atmósfera en este lugar, pero mirando su cara de aspecto orgulloso, tengo miedo de que sea en serio.

 

“Ooh! ¿Escucharon? Han declarado que son iguales las Ocho Espadas de Shiga”

“Sin embargo, derrotaron a Julberg el ‘Imbatible’. Ellos Tienen la calificación.”

“Sí, usando un ligero ataque con lanza, ¡es el nacimiento de los nuevos guardianes del Reino Shiga!”

“‘Black Spear’, no, [Magic-destroying Light Spear] Liza!”

“¡Gloria a los Siete Valientes de Pendragon y al reino de Shiga!”

 

De alguna manera, el nombre que Arisa declaró se está extendiendo entre la galería de mirones como si fuera oficial.

El flujo de eventos es tal que empiezo a sospechar que alguien ha preparado algunos aplaudidores contratados, pero el estado de ánimo de la galería de mirones es extraño.

¿Liza derrotando a Julberg es algo tan significativo?

 

Parece que Liza obtuvo un nuevo apodo ya que había algunas personas entre ellos vieron que uso [Magic Edge Cannon].

 

No creo que la declaración de Arisa haya detenido a Liza de ingresar a las Ocho Espadas de Shiga, pero parece que se ha pospuesto. Consultaré a Nina-san después.

 

Por cierto, solo sabía que la cosa de los Siete Valientes de Pendragon de la que hablaba Arisa era, de hecho, es un nombre que apareció en la novela que Pochi había escrito, mucho después de esto.

 

•••••••••••••••

 

Es hora de que nos encontremos con el Barón Muno que espera en el castillo real, pero el clamor de la galería de mirones no parece que vaya a terminar pronto.

Pude saludar a los conocidos que habían venido a recibirnos, pero estoy preocupado por la interminable lista de personas que felicitan a Liza.

 

Los que rompieron eso son dos figuras de personas.

 

“¿Tú la que ganó contra el viejo?”

“Ryouna-dono, no olvides tus modales. Somos personas que ostentan los asientos de las Ocho Espadas de Shiga.”

Ryouna: “Eres demasiado rígido Bauen.”

 

Una mujer salvaje que llevaba una gran guadaña en el hombro llamaba a Ryouna y un hombre con una espada de un solo filo.

Son el octavo asiento de las Ocho Espadas de Shiga, la Sra. Ryouna, el “Segador” y el sexto asiento, “Hoja de Viento”, Bauen.

Su nivel está en promedio en 40, son considerablemente más débiles en comparación con Julberg.

 

Bauen, que tiene alrededor de cuarenta años, lleva un atuendo de caballero normal, pero la señorita Ryouna quien está en la segunda mitad de sus veinte usa algunos atuendos salvajes con pantalones hasta la rodilla y un abrigo que parece un chaleco. Por cierto, a pesar de la alta exposición, ella relativamente no se siente sexy debido a sus abdominales maduros.

La razón por la que no refiero a la espada de Bauen como una Katana es porque está hecha usando mano de obra de estilo occidental. Podría haberlo llamado sable, pero como Bauen deja salir una atmósfera de samurai, lo refiero como tal.

 

Pochi y Tama están entusiasmadas con la aparición de los nuevos guerreros.

Han comenzado a jugar al juego Look-that-way, probablemente para decidir quién va primero. Su acción debe haber parecido absurda por las personas que nos rodean.

 

Ryouna: “Pelea conmigo.”

Liza: “Me niego. Los débi-”

Satou: “Ryouna-sama, lo siento mucho, pero Liza está exhausta por su pelea con Julberg. Por favor pregunta otra vez si deseas desafiarla.”

 

Los interrumpí porque Liza aparentemente iba a decir “los débiles”.

 

Ryouna: “¿Quién eres tú?”

Satou: “Yo soy el Chevalier Pendragon, su amo.”

Ryouna: “--Pendragon?”

Bauen: “Lo has olvidado, Ryouna-dono. Es un candidato para nuestros nuevos colegas.”

Ryouna: “Ah ... Entonces, ¿tú pelearas conmigo?”

 

Niego con la cabeza hacia Ryouna que parece un gato que acaba de encontrar una rata.

O, mejor dicho, esta es la primera vez que escucho sobre eso de ser candidato para un nuevo colega.

 

Satou: “Por favor pregunta a aquella gente si quieres pelea.”

 

Dirija mi mano hacia los cerebros de musculo: los exploradores de Mithril que han estado mirando aquí.

 

Satou: “Todos son guerreros que no se quedan atrás de Liza. Seguramente será una pelea divertida”.

Ryouna: “De acuerdo ... Bien, ¡tú, el play boy de allá! Parece que eres el más fuerte. ¡Lucha conmigo!”

Jeril: “Yo, Jeril, no me contendré ni siquiera contra las mujeres, sabes.”

Ryouna: “¡De eso se trata ser un guerrero! ¡Ahora, abran espacio! ¡Es el comienzo de una pelea divertida!”

 

Salió bien.

Estoy interesado en la lucha entre los exploradores de Mithril y las Ocho Espadas Shiga, pero dispersémonos de aquí inmediatamente.

Tome a la señorita Karina que se pegó en la primera fila junto con nuestras chicas y nos dirigimos al carruaje.

 

Pochi que ganó el juego Look-that-way está abatida, pero como parece que el Baron Muno va a celebrar una fiesta de recepción para nosotros hoy, probablemente se le va a olvidar pronto.

 

•••••••••••••••

 

Arisa: “¿Es eso una aeronave?”

Satou: “Sí, ese es el astillero contiguo al aeropuerto”.

 

Arisa apunta hacia una fábrica de dirigibles.

Están construyendo las piezas del casco que se van a conectar a los motores aerodinámicos que traje como Nanashi. El diseño del dirigible es mío, pero como no es del tipo que tiene un horno mágico impulsado por la Piedra Filosofal, debería ser el tradicional que utiliza la varilla de combustible hecha de alquimia de polvo mágico para el horno mágico.

 

Cada país oculta la tecnología utilizada en este tipo de horno mágico, así que tampoco sé cómo hacerlo.

No estoy realmente interesado ya que su salida es más baja que la de los motores que usan una Piedra Filosofal, y parece teóricamente imposible mejorarla.

También tengo los cilindros mágicos para impulsar naves pequeñas junto con las piedras Filosofal, así que probablemente no las necesite por ahora.

Me han dado permiso para acceder a la biblioteca prohibida bajo el castillo real y la biblioteca de la academia real, así que los revisaré cuando tenga algo de tiempo libre.

 

Aun así, ¿está bien que el astillero sea visible desde el exterior?

He oído que hace mucho tiempo las naciones hacían todo lo posible para ocultar la construcción de buques de guerra, trenes o automóviles que circulan por la carretera nacional.

 

Dejando esa preocupación de lado, los carruajes siguen pasando por el área de talleres al lado del astillero hasta la calle del distrito de los nobles y luego continúan por la calle principal.

 

Por cierto, estamos montados en cuatro carros ya que no fue suficiente con uno.

El primero es para la señorita Karina y sus sirvientas, el segundo para mí, Arisa y las chicas bestia, el tercero es para nuestro equipaje, y el último para Lulu, Mia, Nana y los demás. La división se decidió justamente con piedra-papel-tijera.

 

Tama: “¿Tabla?”

Pochi: “¡Pochi quiere montar en una tabla también-nanodesu!”

 

Tama y Pochi han encontrado a la gente jugando con tablas flotantes en el callejón.

No es popular en la Ciudad Laberinto ya que las carreteras de la ciudad tienen muchos giros y giros, pero he dejado que Pochi y los demás los prueben una vez en un pasillo recto en el laberinto.

Ese tipo de vehículo parecía ser el primero para ellas, todos, incluidos Liza y Lulu, se divertían montando.

 

Arisa: “Se está extendiendo muy bien eh.”

 

Arisa murmura seriamente cuando lo ve.

La tabla flotante es un producto que Arisa ha ideado, está siendo producido en el taller de la firma Echigoya en la Capital Real.

El producto se está vendiendo tan bien que Porina el gerente casi se excede hasta la muerte.

Haré un tiempo y me mostrare en el taller pronto.

 

La calle está llena y animada como cabría esperar de la capital del reino.

La calle principal es lo suficientemente ancha como para albergar cuatro carruajes, pero como no hay señales de tráfico, rara vez se llena en las intersecciones. Es bueno que haya poco tráfico en comparación con la edad moderna.

 

- puntos rojos se aparecieron en el radar.

 

Tama: “Ataque enemigo”

Liza: “¿Su dirección?”

Pochi: “¡Oh no! ¡Nanodesu!”

 

Tama advierte a todos al respecto casi al mismo tiempo que el radar.

Tama le dice a Liza quién está preguntando la dirección con su mirada mientras saca los Shurikens. Pochi también sacó los mondadientes de su bolso a toda prisa.

 

Las 12 sombras reflejadas en el radar parecen ser parte de un gremio criminal [Gibbon].

Un hombre en la segunda mitad de sus 20 que puede usar magia de agua y fuego parece ser el líder. Este chico está en la azotea de un edificio cercano de tres pisos.

 

Los ladrones atacaron cuando estaba verificando todo. Estamos en medio de un cruce.

Cuatro vagones cubiertos que se mueven como si fueran a estrellarse rodean el vagón trasero que tiene nuestro equipaje al frente y atrás.

Algunos hombres bajaron de los vagones cubiertos y arrojaron al suelo cosas similares a una bengala, bloqueando la vista. Probablemente sea lo mismo que la bola de humo que se usa a menudo en el laberinto.

 

Liza: “Pochi y yo derrotaremos a las personas sospechosas. Tama proteges el carruaje.”

Pochi: “¡Sí, nanodesu!”

Tama: “¿Roger ~?”

 

Liza y Pochi cargaron en medio del humo blanco, derrotando a los asaltantes. Tama, quien trepó al techo del carruaje, también arrojo un Shuriken hacia el líder que está cantando un hechizo para apoyar a los ladrones desde la azotea.

Utilice [Magic Hand] para jalar del pie del líder que perdió el equilibrio por el Shuriken de Tama, dejándolo caer al suelo. Parece que el carruaje en la parte de atrás está siendo cuidado por Nana.

 

Probablemente estén apuntando al tercer carro.

Normalmente es el lugar donde, después de todo, se almacenan los costosos equipos de los exploradores. En nuestro caso, no es gran cosa, incluso si son robados, ya que solo alberga equipos ficticios, pero si se hace conocido entre los grupos delictivos que robarnos cosas es fácil, recorrer la capital sería difícil, así que estamos manejando esto seriamente.

 

Parece que nuestra velocidad de reacción fue más allá de lo que esperaban, están trabajando para robar el transporte de equipaje más lento de lo que esperaba.

La gente del gremio de criminales sube al carruaje, arrastra al cochero y trata de escapar rápidamente.

 

Liza: “¡No te dejaré correr!”

 

Liza disparo una lanza corta entre la rueda del carruaje, volcándolo.

 

Yo, que corrí al costado mientras atrapo al cochero ladrón, casi soy arrollado.

También empujé ligeramente a un hombre que casi había sido atropellado por el carruaje derrumbado con mi pie para hacerlo caer al suelo, y luego abracé a algunas chicas que vestían atuendos parecidos a los de un sirviente que iban a ser golpeadas también con ambos brazos, llevándolos al lugar seguro.

 

Puse a las chicas en el suelo y pisoteé la espalda del ladrón que intenta huir de mí, arrestando al ladrón.

He estado tratando a este ladrón con rudeza, pero parece que es una mujer.

Bueno, supongo que está bien. Ella es una ladrona.

 

Tama: “Maestro, allí ~”

 

Tama, que estaba a cargo de vigilar el carruaje, corrió hacia mí y señaló un techo cercano.

Allí hay una mujer sospechosa vestida de negro. A diferencia del ladrón que estoy pisoteando, sus pechos son grandes, así que soy consciente de que ella es mujer, incluso desde la distancia.

 

La mujer que nota que ha sido detectada de repente se da vuelta.

 

Tama: “¿Se escapó ~?”

 

Atrapo la nuca de Tama que iba a usar Movimiento Instantáneo para perseguir a la mujer, deteniéndola.

Sostengo a Tama, que se da vuelta con cara de asombro, en mi brazo y acaricio su cabeza.

 

La mujer no parece estar en la misma pandilla que estos ladrones, pero era sospechosa, le he puesto un marcador en el mapa por si acaso.

Parece que lleva un equipo que impide el reconocimiento, por lo que su información se muestra dos veces. Probablemente esté buscando tesoros ya que su título es [Phantom Thief].

Phantom Thief-san tiene algunas habilidades inusuales como [Disguise], así que solo le deje el marcador.

 

“¿Qué es este alboroto?”

 

Alguien se abre paso con una voz arrogante.

Es un hombre a caballo. No usa una armadura, pero a juzgar por la cresta pintada, parece ser parte de la guardia de la Capital Real.

 

Satou: “Fuimos atacados por ladrones. Soy Chevalier Pendragon. Llevo a la hija de mi amo al castillo real.”

 

Hago un gesto, y su línea de visión se dirige a la señorita Karina, que muestra su cara para mirar hacia afuera.

La señorita Karina está decepcionada porque no se unió a la refriega, pero probablemente luce preocupada desde el punto de vista de alguien que no conoce las circunstancias.

La cara del hombre está enrojecida y va hacia la señorita Karina, pero le hago llamar a su tropa para llevar a los ladrones a la cárcel.

 

Reparar el carruaje parece que llevará algo de tiempo, así que negocié con una tienda cercana para alquilar un carruaje.

 

Después de un rato, los soldados de infantería que el soldado de caballería ha traído se llevaron a los ladrones.

Según los soldados, un ataque tan llamativo es muy raro incluso en la Capital Real.

 

Probablemente hay personas que se enteraron de que los exploradores de Mithril vienen aquí con un dirigible, y se les ocurrió un plan para robar sus costosas herramientas mágicas.

Los tesoros conseguidos de los Jefes de Piso han sido entregados al castillo por funcionarios que tienen la habilidad Caja de Objetos y trabajan directamente bajo la familia real, así que está bien. El marcador del orbe del canto está en la sala del tesoro subterráneo del castillo, así que no hay ningún error al respecto.

 

Los ladrones que nos atacaban en el laberinto de la ciudad estaban aumentando, así que supongo que también vendrán en masa durante nuestra estadía en la mansión de la Capital Real.

 

Después de despedir al soldado de caballería que persistentemente susurra palabras de amor hacia el carruaje de Lady Karina, nuestros carruajes continúan hasta el castillo real.

Parece que el Barón Muno no tiene ninguna mansión en la Capital Real, así que están pidiendo prestada una casa de huéspedes del castillo real.

 

Al pasar a través de los porteros que llevan deslumbrantes armaduras de cuerpo entero y sostenían alabardas, finalmente llegamos al castillo real.