Isekai Mahou wa Okureteru!


Capítulo 12: Cierto, así hablo…



Fecha de Publicación: 2019-05-12 14:37:59

Fecha de Actualización: 2019-05-12 14:37:59

Publicado por: drakaurs


-- ¿Qué estaba pasando con IO Kuzami? Reiji estaba desconcertado, y, por otro lado, Mizuki también estaba completamente desconcertada, y por supuesto, Suimei también estaba completamente estupefacto.



Suimei: “Mizuki, en qué momento se te ocurre regresar... ¿Espera un momento, podría ser una venganza por lo que acabo de decir? ¡Tu personalidad es demasiado maliciosa, estúpido espíritu!”



Incluso cuando Suimei gritó, su voz, naturalmente, no llegó a IO Kuzami que había desaparecido. Sin embargo, Mizuki escuchó apropiadamente su desconcierto.



Mizuki: “Oye, ¿qué pasa con ustedes dos de repente? ¿Qué quieres decir con regresar? En realidad, ¿por qué diablos está Suimei-kun aquí? Además de eso, con un traje ... Ah, de alguna manera el abrigo y el traje negro pueden ser un poco geniales ...”



Como era de esperar, el abrigo y el traje negro le hacían cosquillas en su corazón de chuuni. Mientras lo miraba con una mirada cálida y cómoda, casualmente volvió su mirada hacia el enorme objeto.



El objeto enorme, era naturalmente, nada menos que el Golem.



Mizuki: “Ho-hoeh ...?”



Y sonó, una voz en bloque. Con su mente incapaz de aceptar la enorme existencia que tenía delante de sus ojos, se puso rígida por un momento, y de inmediato se animó de nuevo.



Mizuki: “Eh? ¿E-esto, esto es, un Golem? ¿Que está pasando? ¿Eh? ¿¡Qué!? ¿¡Que es esto!? ¿¡Suimei-kun explica!?”

Suimei: “¡Hablaremos más tarde! ¡Por ahora, solo queda quieta guarda silencio! ¡También sal del camino y retrocede!”

Mizuki: “I-incluso si dices que retroceda...”

Suimei: “¡Ah, maldita sea!”



Debido a su súbita reaparición, parecía que su circulación sanguínea había empeorado. Al ver a Mizuki moverse en confusión lentamente, Suimei dejó escapar una voz irritada, y usando magia, la levantó con suavidad y la atrajo en su dirección, y luego la llevó en brazos.



Mizuki: “Wa, Suimei-kun es bastante fuerte eh ~”

Suimei: “Cierra la boca. Te morderás la lengua”.



Al decir eso, Suimei fácilmente saltó hacia atrás una gran distancia, y comenzó a usar magia.



Suimei: “Reiji, hazte a un lado!”



Dando una advertencia a Reiji que todavía se movía alrededor del Golem, Suimei comenzó el canto de su magia especial.



Suimei: “―Fiamma est lego. Vis Wizard. Hexagonal agon Aestua Sursum. Impedimentum Mors “. (Arme las llamas. Como el grito del resentimiento del mago. Dé forma a la agonía de la muerte y estalle en llamas, otorgue al que me obstruye un terrible destino).



Y justo cuando su canto terminó, Reiji dio un gran salto hacia atrás. Alrededor del Golem aparecieron círculos mágicos de color llama. Y en un abrir y cerrar de ojos, el jardín de la mansión de Hadrias se iluminó con la luz nacida del maná como si fuera la mitad del día.



Y entonces...



―Fiamma! ¡Oh Ashurbanipal! (¡Brilla! ¡Oh, la piedra giratoria de Ashurbanipal!)



Inmediatamente después de la palabra clave de Suimei, las llamas malditas se lanzaron sobre el Golem. Y en el momento del impacto, las llamas rebotaron en él como si el fuego que dispara un mechero apuntara al Golem. El Golem se envolvió en flamas carmesí en un instante, y debido a su gran constitución, el cielo nocturno se vio amenazado por la carnicería roja, y después de que las llamas desaparecieron, el Golem estaba en perfecto estado, como si nada hubiera pasado.



Incluso si las llamas de Ashurbanipal eran magia que se especializaba contra los seres vivos ...



Suimei: “¡Mierda! Si no funcionó, ¿entonces es un Golem genuino? Nadie me dio que estas cosas aparecerían de repente...”

Mizuki: “Uwaah! ¡Increíble! ¡Increíble! Suimei-kun acaba de usar magia increíble! Suimei-kun, ¡¿Desde cuándo eres capaz de hacer eso?! ¡Oye! ¡¡Oye!! Enséñame-”

Suimei: “AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH MALDICION GUARDA SILENCIOOOOOOO! ¡Estoy súper ocupado ahora mismo, en serio, no te muevas, maldita sea!”

Mizuki: “Pero, pero, pero, sabes, ¿sabes?”

Suimei: “¡No lo sé! ¡¡Y sin peros!!”



Cuando Mizuki entró en un espíritu anormalmente alto mientras aún estaba en el brazo de Suimei, él le gritó con toda su fuerza, pero naturalmente, ella no mostró signos de calmarse. A la inversa, como si dijera que no tenía intención de hacerlo, ahora hizo una sonrisa sugestiva mientras hablaba una vez más.



Mizuki: “Fufufufufu ... Suimei-kun! Reiji-kun! ¡¡Les enseñaré sobre el punto débil del Golem!!”



Y el que reaccionó a ella diciendo eso primero, fue Reiji.



Reiji: “Mizuki, ¿sabes que el punto débil de esa cosa?”

Mizuki: “¡Por supuesto que sí! ¿El punto débil de un Golem es el más básico de todos los conocimientos de magia, sabes?



Tsk, tsk, tsk. Mizuki agitó su dedo hacia la izquierda y hacia la derecha como si fuera el asistente de un médico explicando algo obvio.



Mizuki: “¿Estas escuchando? En la frente del Golem, hay un talismán con la palabra ‘EMETH’ que revela la verdad sobre él. Si quitas la ‘E’ inicial de esa palabra, el significado de la palabra cambia de ‘Verdad’ a ‘Muerte’, ¡y el Golem no podrá mantener su existencia! Puedes ver su frente, ¿verdad? También tiene un talismán”.



Y Mizuki sacó su dedo con suficiente vigor como para que Suimei sintiera que la acompañaba un efecto de sonido cliché. Ciertamente, había algo pegado en la frente del Golem que parecía una nota, justo como ella dijo. E inmediatamente después de eso, parecía que Reiji también lo notó.



Reiji: “Ya veo ... Entonces, si podemos cortar hábilmente ese talismán ...”

Suimei: “No, es inútil. Mira cuidadosamente.”

Mizuki: “Eh?”



Cuando Suimei negó su conjetura sin airearse, Reiji alzó la voz con desconcierto.



Por otro lado, Mizuki una vez más miró la frente del Golem.



Mizuki: “Dices que es inútil, pero, um ...”

Reiji: “Eh? ¿Es diferente de lo que dijo Mizuki? Esas letras son ...”

Suimei: “Así es. La palabra es 'א ל-מ ת'. Desde el principio, esa cosa no se creó al revelar la verdad”.

Mizuki: “Eh? ¿Eh? Pero ya sabes, un Golem...”

Suimei: “... ¿Cómo lo digo? parece que estás haciendo todo tipo de malentendidos. De lo que estás hablando es de ‘EMETH’ escrito en el alfabeto inglés. Ciertamente, incluso si cambias la escritura en hebreo de 'א ל-מ ת' a 'מ ת', perderá el poder detrás de esas palabras, pero ¿realmente crees que alguien en el mundo usaría un Golem usando un método tan arcaico como ese?”



La fabricación de Golems y los hechizos para moverlos estaba clasificados como un arte secreto dentro de la magia. Para hacer un uso libre de ellos, se requería una técnica de alto nivel. Por otro lado, también tenía un lado que era tan conocido que incluso Mizuki lo sabía.



Sin embargo, debido a eso, cuando los magos crearon Golems, autómatas y muñecas, pusieron en práctica varios esquemas para que no fuera sencillo detenerlos por todos los medios posibles.



Un autómata no tenía la flexibilidad de su lanzador. Por lo tanto, la mayoría de ellos solo podían tomar acciones predeterminadas cuando se les daban órdenes, y eran bastante poco confiables contra los magos. Debido a eso, era popular darles defensas contra todos los ataques posibles.



Y así, este Golem...



Mizuki: “E-entonces Suimei-kun! ¿¡Qué está escrito allí !?”

Suimei: “Tal como dije antes, es ‘'א ל-מ ת’ ... Hay una línea en medio que no se ve en inglés que conecta las palabras ‘Dios’ y ‘Muerte’, por lo que probablemente significa ‘Dios está Muerto’. Para empezar la palabra verdad no fue utilizada, por lo que incluso si redujeras las palabras a ‘Muerte’, no sucederá nada”.



Por el momento, parecía que lo que Suimei estaba diciendo estaba llegando a ella. Y debido a la brecha entre su conocimiento y lo que ella sabía, ella comenzó a mostrar su indignación en el brazo de Suimei.



Suzuki: “Espera un segundo, ¿Qué sucede con eso? ¡Es Injusto! ¡Eso no es justo!”

Suimei: “¡Cállate! ¡No armes tanto alboroto! ¡No hay nada justo o injusto cuando se trata de magia!”



Y luego, Reiji habló con una expresión seria.



Reiji: “Entonces Suimei. No podemos derrotar a esa cosa usando lo que Mizuki dijo, ¿verdad? Entonces, ¿qué deberíamos ...?”

Mizuki: “En lugar de eso, ¡e-es, viene directamente hacia nosotros!”



Cuando Suimei miró en la dirección que Mizuki estaba señalando, aunque los movimientos del Golem eran lentos, se acercaba a Suimei a un ritmo constante. Reiji una vez más cargó para detenerlo, pero como se esperaba, incluso cuando lo golpeó con su espada, no hubo efecto.



Suimei: “Mierda, apareció un pedazo de mierda muy molesto ... Más bien, ‘¿Dios está muerto?’ ¿Qué hay con eso? ¿Zarathustra? ¿Nietzsche? Dame un respiro, ¿eso significa que es el Ubermensch?” (Nota: Ubermensch viene del alemán y se puede traducir como super hombre creo, aparece en una obra del filósofo Friedrich Nietzsche)



Cuando Suimei dejó escapar sus pensamientos como si estuviera gruñendo, siguió pensando mientras observaba a Reiji y al Golem.



Suimei: (La última vez fue Ars Combinatoria, esta vez es un Golem que imita al Ubermensch. Oi oi oi oi ... ¿Qué está pasando?, nada de esto encaja)



El lanzador que creó el Golem fue probablemente el hombre espejismo que apareció en la Alianza, pero desde el principio, supuso que era “cierta persona”. Sin embargo, si aparecía un Ubermensch, existía la posibilidad de que fuera el trabajo de otra persona.



Pero como él pensó, mientras ese hombre usara Ars Combinatoria que descendía de Ars Magna Raimundi, solo ese nombre debería aparecer:



Suimei: “No, ya veo. Si está influenciado por Nietzsche, entonces la forma de pensar estaría cerca de la gente del futuro, ¿eh? ¿Por eso es qué está incorporando eso?”



Mientras Suimei continuaba murmurando para sí mismo, Mizuki temía que la situación no mejorara, y lo llamó.



Mizuki: “S-Suimei-kun Suimei-kun! ¿Qué hay de, um, ayudar a Reiji-kun o algo así?”

Suimei: “No, incluso si lo ayudo, nada servirá de nada, ¡Oi Reiji! ¡Aléjate de eso por un momento!”



Suimei gritó en voz alta a Reiji, que estaba atormentando su cerebro sobre cómo lidiar con el Golem, y Reiji se separó de inmediato. Ya que los ataques de la brillante espada de Orichalco no funcionaban, él también debe haber entendido que no tenía ningún propósito atacar más.



Suimei también abrió la distancia entre él y el Golem mientras todavía llevaba a Mizuki y se refugió para esconder su cuerpo. En poco tiempo, Reiji vino saltando para unirse a ellos.



Encogiendo sus figuras en el refugio, tuvieron una conversación secreta.



Reiji: “Duque Hadrias, realmente trajo algo molesto...”

Suimei: “No, el tipo que uso el hizo eso no fue él. Probablemente haya un lanzador en otra parte, y él es el que lo hizo”.

Reiji: “¿Otro? Lo que significa...”

Suimei: “Sí, como pensamos, ese imbécil está conectado a los malditos Apóstoles universales. Además de eso, el hechizo para crear esa cosa es diferente al de este mundo”.



Tal como Suimei dijo, había Golems en este mundo, pero el Golem que actualmente se movía en el jardín era completamente diferente de aquellos y era completamente algo del mundo de Suimei. La existencia del talismán con escritura hebrea en él era una prueba, y cuando apareció el Golem, Suimei pudo sentir una leve presencia de poder mágico que era diferente del poder mágico que tiene la gente de este mundo. Era probable que estuviera viendo la pelea entre Reiji y Hadrias desde cerca, y cuando vio a Hadrias caer desventaja, envió a ese Golem.



Reiji: “Suimei. Tal y como Mizuki gritó, eso es un Golem, ¿verdad?”

Suimei: “Así es.”

Mizuki: “¡Por supuesto que lo es! ¡Quiero decir que se ve completamente como un Golem! ¡No puede ser otra cosa que un Golem!”



Cuando la respuesta coincidió con sus expectativas, Mizuki empujó su pecho con un '¡Ehhen!' Suimei encontró su actitud inocente algo encantadora, pero la dejó de lado por el momento ...



Suimei: “Sí, eso es un verdadero Golem. El que aparece en el Antiguo Testamento, el gigante invencible creado por un rabino”.

Reiji: “¿Invencible?”

Mizuki: “¿Gigante?”



Mientras los dos repetían sus palabras como una pregunta, Suimei les confirmó. Por otro lado, mientras miraba al Golem, no parecía estar haciendo ningún movimiento. Debido a que no se encontraban en ese lugar, parecía que estaba esperando y viendo cómo se acercaban. La razón por la que no fue un ataque asertivo fue probablemente porque esto era, como dijo Hadrias, un combate: en otras palabras, solo estaban probando sus habilidades.



Mientras Suimei pensaba en eso, Mizuki cuestionó a Reiji.



Mizuki: “Reiji-kun, ¿cómo fue cuando lo cortaste con tu espada?”

Reiji: “A-aah. Incluso cuando puse toda mi fuerza en mi espada no hubo respuesta. Tampoco se siente como si estuviera golpeando algo duro ...”

Suimei: “Apuesto a que así fue”.

Reiji: “Eh?”

Suimei: “Lo dije justo ahora, pero esa cosa es invencible. Si hubo respuesta, en otras palabras, una reacción, significaría que hubo un impacto y daño. Si no hubo nada de eso, en resumen, significa que un centímetro o incluso un milímetro antes de golpearlo, su golpe fue suspendido en el aire”.

Reiji: “E-entonces, Suimei ¿¡Eso significa que no importa lo que hagamos, no funcionará!?”

Suimei: “No, no es hasta ese punto. Pero si sigues atacándolo como lo has hecho, apuesto a que ninguno de tus ataques lo dañara. Si queremos hacer algo, tenemos que hacer que su invencibilidad desaparezca, y que hacerlo vulnerable a nuestros ataques”.

Reiji: “Hacerlo vulnerable ...”

Suimei: “Eso es lo especial que es”.



Sí, este Golem era especial. Si se tratara de un Golem normal, todavía había espacio de sobra para tratar con él. Pero, ese era un Golem que estaba cerca de uno genuino, además de eso, si estaba imitando el Ubermensch, entonces significaba que un humano nunca podría compararse con él. ‘El hombre debe caer por el bien del Ubermensch’, eso fue estipulado por Nietzsche. Por lo tanto, los humanos no tenían más remedio que caer ante ese Golem.



Tal y como el Síndrome de Crepúsculo negó la existencia de la eternidad, no había inmortalidad o eternidad en el mundo. Un día, cualquier cosa y todo estaba definitivamente destinado a encontrarse con la ruina. Por lo tanto, no había tal cosa como la invencibilidad perfecta, pero aun así ...



Suimei: “Es bastante molesto que sea casi invencible ... Fundamentalmente, justo como dije, todo lo que podríamos hacer terminar siendo anulado después de todo”.



La expresión de Mizuki luego se nubló con inquietud.



Mizuki: “Entonces, ¿cómo lo derrotamos? Todos nuestros ataques son anulados ...”

Suimei: “No, si somos capaces de dominarlo, podremos tocarlo. Precisamente porque es un efecto, lo damos, no puede anularlo”.

Reiji: “Ya veo ... Entonces no es como si no tuviéramos ninguna manera de derrotarlo eh ...”



A medida que sus preocupaciones fueron eliminadas, aunque fuera solo un poco, Mizuki mostró una expresión de alivio.



Y luego, Reiji una vez más señaló a Suimei. Es mirada fue un tranquilizador refrescante y fuerte que podría hechizar el corazón de cualquiera. Y, naturalmente, solo había una razón por la que hacía tal mirada.



Reiji: “Suimei. No sabemos qué deberíamos estar haciendo aquí. Quiero que nos enseñes a derrotar esa cosa”.

Suimei: “Si, lo tengo.”



Cuando Suimei le devolvió una leve sonrisa que le decía que no se preocupara, Mizuki río con una amplia sonrisa.



Mizuki: “Cómo lo pongo, es el trabajo de Suimei-kun poner una estrategia después de todo bien”.

Reiji: “Cierto. Siento como que es lo habitual para nosotros tres o algo así”.

Suimei: “... En otras palabras, simplemente siempre terminas involucrados en este tipo de cosas tan problemáticas. Muestra un poco de moderación, te lo ruego ...”



En respuesta a su risa, Suimei hizo una expresión mezclada con exasperación y fatiga.



En cualquier caso, pensar en ello fue naturalmente el papel de Suimei. Juntándose, continuó explicando la técnica detrás del Golem.



Tomando una ramita pequeña en su mano, la giró como una barra apuntadora mientras hablaba.



Suimei: “Mientras el descriptor hebreo en pergamino esté en la frente del Golem, no hay duda de que el Golem es algo de nuestro mundo. Y, el hecho de que se mueva sin el nombre de la verdad, en su mayor parte, significa que se basa en el Ruach”.

Reiji: “Ruach?”

Suimei: “¡Eso es, el Espíritu Santo! Es el Espíritu Santo, ¿¡verdad!?”



Reiji no sabía la palabra y la repitió, pero, por otro lado, fue el vocabulario que Mizuki recordó haber escuchado antes y se emocionó un poco cuando presionó a Suimei por una respuesta.



Sin embargo...



Suimei: “No. Eso está mal. Mizuki, el Espíritu Santo del que estás hablando es ruach kadosh”.

Mizuki: “Eh? ¿Estas bromeando, me equivoco?

Suimei: “El Ruach del que estoy hablando sin duda aparece en el Antiguo Testamento, pero ... Aquí se refiere al significado original de la palabra hebrea, que se refiere a los muchos Ruach. El Golem sigue el modelo de una muñeca de arcilla, pero al respirar en el Ruach que lleva la sabiduría de un rabino en su nariz, se le da la capacidad de respirar como un ser vivo y puede moverse así”.



Ruach. Era algo así como el poder de los magos. Estrictamente hablando, se clasificó como poder mágico que contiene un hechizo o un encantamiento, y se usaba el aliento para dar órdenes. También hubo Golems que usaron la verdad escrita en pergamino para moverse, pero se usa independiente de la verdad para moverse, se convirtió en una muñeca con poca inteligencia que no sabía cómo aceptar órdenes, pero al soplar con el Ruach, podría darle la inteligencia al nivel de un ser vivo.



Mizuki: “Hey, hey Suimei-kun Suimei-kun. Esto es super tarde, pero ...”

Suimei: “¿Qué?”

Mizuki: “¿Por qué sabes ese tipo de cosas?”



Realmente fue una pregunta tardía, y Suimei no pudo evitar que un suspiro saliera.



Suimei: “... Eso tendrá que esperar”.

Reiji: “Unn. Eso tendrá que venir después eh “.

Mizuki: “Ustedes dos, eso es cruel...”



Cuando Suimei y Reiji rechazaron bruscamente su petición, Mizuki dejó escapar un gemido con los ojos llorosos.



Por otro lado, Reiji parecía estar pensando en una forma de derrotar al Golem a su manera.



Reiji: “Para hacer que un robot deje de moverse, necesitas hacer algo con sus piernas o cortar su motor ... Creo que la teoría es hacer algo con la fuente de energía”.

Suimei: “Pero mientras sea invencible, sus piernas no se derrumbarán, e incluso si atacas directamente al Reiji, tu ataque será anulado. Por supuesto, tampoco puedes ponerle algo pesado o atar físicamente su cuerpo para sellar sus movimientos. Por supuesto, lo primero que se debe hacer es hacer que su existencia sea inconsistente”.

Mizuki: “¡Espera, espera, Suimei-kun! Tiene un talismán por naturaleza, entonces, ¿qué hay de hacer algo al respecto? ¿Qué te parece?”

Suimei: “Eso tampoco funcionará”.

Mizuki: “¿Por qué?”

Suimei: “Es sencillo. Es porque, al igual que ahora, es algo que cualquiera pensaría de inmediato.”

Mizuki: “Hoeh?”

Reiji: “¿Qué quieres decir?”

Suimei: “Quiero decir exactamente lo que dije. Hacer algo sobre el talismán, tal como dije, es ‘un método que cualquiera puede pensar’. ¿De verdad crees que no tomarán medidas en contra de eso? Lo primero que haría un mago es hacerlo de modo que no pueda ser eliminado por ningún medio simple, y obviamente las defensas serían más gruesas allí. También ... eso es correcto. Al igual que ciertas películas, podría tratarse como una bomba a control remoto, o algo así’”.

Reiji: “Una trampa explosiva que quieres decir ...”

Suimei: “Así es. ¡En el momento en que le pones la mano, BANG ...! Probablemente es por esa razón que está escrito como 'א ל-מ ת' para que intencionalmente sea fácil juzgar mal”.



Suimei tomó la ramita que había estado usando y la presionó contra su frente y la movió hacia afuera como haciendo que explotara. Y luego, habiendo llegado a una pausa en la conversación, Suimei se sumergió en sus pensamientos.



Suimei: “... Piensa Suimei. Has obtenido todas las pistas que se pueden recoger. Por lo tanto, no debería ser tan difícil derrotarlo. El objetivo para atacar no es el Golem. Tampoco es el motor detrás de los movimientos del Golem. Es lo que le da una existencia, la idea que le permite moverse. ‘Dios está muerto’. Esas son las palabras de Nietzsche, si esa es la personificación del Ubermensch que desprecia la existencia de Dios, significa que es el avatar de la doctrina de la ideología que aboga por el rechazo de Dios. No hay verdad ni bien ni mal en el mundo, solo viviendo egoístamente se puede crear el Ubermensch. Vivir pura y apropiadamente de acuerdo con las enseñanzas de Dios es absolutamente incorrecto. Dispersa lo que te detiene. Pisotear a los pobres y necesitados. Corre fervientemente por el bien de la felicidad. ¿Qué es lo contrario a esa ideología? ¿Un hombre anciano que invita a dormir? ¿O un niño que pretende ser un tejón? ¿Un monstruo que manipula la gravedad? Eso está mal, ¿no es así? El que se opone de la manera más sencilla es ...”



--Resentimiento.



Sí, resentimiento. Era algo creado por el cristianismo para afirmar la coexistencia entre la existencia de Dios y la existencia de los pobres y los ricos. Como una teoría que daba falsa felicidad a los pobres, era una maldición que daba un gran interés a las masas. Nietzsche lo llamó “rechinar los dientes debido a la impotencia”, la maldición de la sociedad. Y así, las personas se atormentarán a sí mismas por la “desigualdad” hasta el día en que mueran, era ese profundo resentimiento. Esa debería haber sido la existencia que más amenazó a ‘Friedrich Wilhelm Nietzsche’.



La respuesta salió. Sin embargo, los componentes del otro mundo eran débiles cuando se usaban en este. Mientras el concepto de resentimiento no existiera en este mundo, no era capaz de sacarlo fácilmente y no estaría acompañado de mucho poder.



Sin embargo, había una magia que era más adecuada para imitarla en este mundo. Sí, el reprimido resentimiento y envidia del mundo que usaban los fanáticos corruptos ...



Suimei: “Liliana ... voy a tomar prestada tu magia”.



En resumen, magia oscura. Entendida como un elemento por Liliana y los magos de este mundo, una magia que hacía uso de un cuerpo concentrado de malicia. Después de haberle dicho que no lo usara como su mentor, ir y usarlo él mismo era algo malo, pero esta sería una excepción.



Después de murmurar para sí mismo, los otros parecían algo dudosos ante el silencio que siguió, y Reiji lo llamó.



Reiji: “Suimei?”

Suimei: “... Tengo mis pensamientos en orden. Reiji, prepararé el hechizo para influir en la invencibilidad del Golem. Avanza primero y asegúrate de poder darle un Golpe limpio. Quiero que te muevas y lo entretengas, ¿entiendes esto?”



Usando la ramita como un palo señalador, Suimei la empujó hacia Reiji con un chasquido. Y Reiji le devolvió el saludo.



Reiji: “Ok. Si solo me estoy moviendo, estaré bien, no es tan difícil atrapar el tiempo del Golem dentro de su alcance después de todo”.

Suimei: “Bueno. Por el momento, también estaré disparando magia para hacerles pensar que estamos desesperados. Bueno, probablemente se volverá bastante caótico”.

Mizuki: “E-espera un segundo! ¿Qué tipo de plan es ese? Prepararás un hechizo, así que adelante ... Suimei-kun, pero no has dicho nada sobre lo que se supone que se debe hacer, ¿sabes?”

Suimei: “¿No es eso suficiente? Si el hechizo funciona, ya no será invencible”.

Reiji: “Sí. Y si no funciona, pensaremos de otra manera”.

Mizuki: “Eso, puede ser cierto, pero ...”



Mientras Mizuki se aferraba, Suimei abrió la boca como si supiera lo que ella estaba pensando.



Suimei: “Mizuki, ¿qué voy a hacer si me meto en la estrategia de Reiji? ¿Quieres que le dé a este tipo instrucciones sobre cómo moverse y cómo cortar a su oponente?”

Reiji: “Eso puede hacer que sea difícil moverse... espero que me dejes mover libremente”.

Mizuki: “... Tienes razón, Reiji-kun y Suimei-kun siempre son algo así, eh”.



Mizuki recordó algo de su pequeño intercambio, y al final, dejó escapar un suspiro de asombro cuando quedo convencida. Pero en realidad no era algo de lo que sorprenderse. Cada vez que sucedía algo en el otro mundo, generalmente tomaban este tipo de plan laxo.



En cualquier caso, habiendo pasado suficiente tiempo en eso, Suimei asomó fuera de su refugio y miró a Hadrias.



Suimei: “Como pensé, parece que el duque no tiene la intención de moverse”.

Reiji: “Ese tipo dijo que me estaba probando, así que no creo que tenga intención de lastimarnos. Ya que el Golem llegó como un nuevo instrumento de medición, apuesto a que no tiene ganas de moverse hasta que el Golem sea derrotado”.



Después de que Reiji dijo eso, Suimei rompió la ramita que tenía en su mano.



Suimei: “Muy bien, derrotémoslo, démosle uno fuerte en la cara. Muchas veces.”

Reiji: “DE ACUERDO. Vamos con ese plan “.

Suimei: “Así es como se acaba la estrategia”.

Reiji: “Entonces voy a seguir adelante. Suimei contaré contigo para esa magia. Si no funciona, tendrás que invitarme algo más tarde”.

Suimei: “Ou, déjamelo a mí”.



Después de que Suimei respondiera, Reiji se movió de acuerdo con el plan y se acercó al Golem saltando del refugio vigorosamente.



Mientras observaba eso, Suimei dejó escapar un hechizo de luz hacia el Golem.



Lo hizo después de que se decidió su plan, Reiji nunca se dio la vuelta y nunca se llamaron.



Eso se debió a la confianza que se había construido entre los dos hasta ahora.



--Si es Suimei, incluso si es cínico y muestra moderación, una vez que tome una decisión, lo seguirá con todas sus fuerzas hasta el final. Por eso, si es él, definitivamente proporcionará el apoyo que deseo.



--Si es Reiji, una vez que ha confiado en alguien, lo hará hasta el final. Sin doblarse, sin ceder, de una manera perfectamente sencilla. Por eso no mirará hacia atrás. Por eso no va a gritar. Él simplemente creerá en mí y empujará hacia adelante.



La confianza que tenían el uno en el otro, esa unión firme y sólida de fe que los unía, como se esperaba, cambió la situación para mejor.



El Golem fue manejado por Reiji, y con la magia de Suimei, sus movimientos fueron apagados. Hadrias no se movía. El hombre espejismo que debería haber estado cerca, tampoco se movía. ¿Fue porque pensaron que ellos estaban luchando desesperadamente? A medida que los movimientos del Golem se apagaban, todo avanzaba en una buena dirección.



Como no había ni una sola onza de duda entre Suimei y Reiji, la apertura nacida de cualquier vacilación nunca se produjo. Todas y cada una de sus acciones se realizaron como si se hubieran calculado de antemano a medida que avanzaban hacia un solo objetivo.



Naturalmente, no había forma de detenerlos mientras la conexión entre ellos no se cortará.



Suimei: “... Golem. Al principio era un humano artificial creado por un rabino. Es una existencia que obedece fielmente las órdenes de su creador, resultado del deseo infinito del hombre, una de las últimas artes de la Cabalá. Para cumplir ese deseo tanto como sea posible, se te hace aparecer como perfección, no, para probar nuestro poder y conocimiento, te manifiestas con los pensamientos de Nietzsche”.



Con un comentario espontáneo, Suimei comenzó a explicar su existencia. Como si reforzara su convicción en su conjetura, como si estuviera fortaleciendo el fenómeno por venir.



Suimei: “Dios está muerto, palabras propias de un sueño. Hasta hoy, esas palabras han sido interpretadas en todos los sentidos, afirman el libre albedrío del hombre y niegan sus pecados. Sus cimientos se encuentran en la restricción de los intereses creados de la propia persona, y ciertamente es un paso para guiar a la humanidad por un nuevo camino. Y lo que hace resaltar eso es la ‘teoría que alienta a los débiles’ defendida por el cristianismo, que hace que los débiles sean un resentimiento para los fuertes: sí, resentimiento”.



Sí, lo que el cristianismo siguió imprimiendo en las masas fue esto. Tomando el descontento de los débiles debido a la disparidad de la riqueza, usaron a Dios para afirmarlo. ‘Es más fácil para un camello atravesar el ojo de una aguja que para que una persona rica entre al reino de Dios’. Así como esas palabras implicaban, los fuertes van al infierno, y los débiles van al cielo. Usando eso para afirmar la disparidad en la riqueza, afirmaron que honradamente la pobreza era justa, en otras palabras, la enseñanza del cristianismo abogó por eso como justicia absoluta.



Sonaba bien cuando se explicaba como algo para alentar a los débiles, pero ese tipo de cosas no era más que un medio para contener cualquier rebelión con respecto a los intereses creados. Está bien resentirse con los ricos. Sin embargo, lleva a cabo tu vida en la honorable pobreza. Y así ascenderás al cielo después de la muerte, y te burlarás de aquellos que cayeron al infierno.



Los pobres seguirían siendo pobres y llevarían a cabo su desgracia hasta la muerte.



Por lo tanto, Nietzsche estaba desesperado por tal mundo. Eso fue porque él entendió que mientras alguien estuviera en este mundo, nunca se aceptaría y tendría que sufrir hasta que muriera. Por eso, para romper ese sentido establecido de los valores, dijo que Dios estaba muerto. La pobreza honorable nunca traería a los pobres la felicidad. Si aquellos que no habían sido reconocidos no trabajaban duro para ser reconocidos, permanecerían sin ser reconocidos para siempre. Y así, negó el sentido de los valores del cristianismo creado en el mundo europeo.



En ese caso, la existencia de un resentimiento sería lo contrario a sus pensamientos. La malicia, la envidia, el odio y la magia oscura, que estaba compuesta de esas emociones, serían la magia contraria de este Golem.



Si los cimientos de la magia oscura estuvieran basados ​​en las emociones del mundo, la envidia de los débiles hacia los fuertes definitivamente estaría allí.



Suimei: “―Ven, ven, sígueme. Usa mi voz blasfema como guía en tu camino. Oh, giros y voluminosas voluntades que todos en el mundo encuentran aborrecibles ...”



Después de poner rápidamente un círculo defensivo a los pies de Mizuki, Suimei una vez más desató su maná para aumentar el efecto de su magia, elevando su rango temporalmente. Dibujando una estrella inversa con su mano en forma de cuchilla, el maná que había estado llenando sus alrededores fue devorado por la malicia despertada, volviéndose de un negro azabache más oscuro que la oscuridad de la noche, y desde esa cortina negra de desesperación, más oscuridad brotó y fue dado a luz



... Burbujas oscuras. Eran la clara y precisa malicia que brotaba de la oscuridad. Encarnados como burbujas, eran la fuerza mística detrás de la magia oscura. En el momento en que aparecieron, voces rencorosas surgieron en los alrededores.



Esas voces eran ... Los chillidos agudos de una mujer gritando su amargura. La voz ronca de un anciano controlado por la envidia. La voz gruesa y vulgar de un hombre que eternamente tenía un profundo resentimiento. La voz irritable de un niño lloriqueando.



Asaltando sus orejas, el torrente de voces perforó sus cerebros, sonó y cambió el jardín de la mansión de Hadrias en un lugar de agonizantes gritos.



Y teniendo esa vorágine cayendo repentinamente a su alrededor, Reiji gritó con una voz apremiante.



Reiji: “S-Suimei! ¡No importa cómo lo pongas, esto es un poco intenso!”

Suimei: “¡Sopórtalo!” ¡Si no hago algo de este nivel no habrá ningún efecto! Tienes esa protección divina de esa diosa o lo que sea, ¡así que estarás bien!”

Reiji: “¡Eso es irrazonable! ¡No será divertido si derrotas a tu aliado antes de derrotar a tu enemigo!”



Como era de esperar, incluso Reiji tenía dudas sobre lo que estaba haciendo Suimei. Y mientras escuchas las quejas de Reiji ...



Suimei: “―Oh oscuridad. Tú eres el negro fugaz que pinta este mundo a lo largo y ancho. Mezclar en Magnificencia, transforma todo en siniestro, y arranca todos los brotes del destino. Eva, Zurdick, Rozeia, Deivikusd, Reianima ...”



Y así, la palabra clave que salió de su boca, era como una elegía que exaltaba la desesperación.



Suimei: “Esperanza transitoria”. (Todos los resultados de esperanza en desesperación igual)



Lo que Suimei usaba para hacer colapsar a la invencibilidad del Golem era la magia oscura que usaba Liliana. Y al usar la retórica y agregar a los ‘Nomina Barbara’, la fortaleció aún más.



La oscuridad burbujeaba hasta el punto donde llenaba los alrededores al máximo, pero girando en ángulos abruptos, toda la oscuridad se precipitó sobre el Golem. Y tal como Suimei planeó, toda la oscuridad perforó el cuerpo del Golem.



Como si su pie se hubiera vuelto inestable, el Golem sacudió brusca y violentamente mientras se tambaleaba. Y viendo esto, Suimei le gritó a Reiji que se enfrentaba con el Golem.



Suimei: “Se balanceó! Reiji! “

Reiji “¡¡Sí!!”



Reiji dio una respuesta heroica y confiable, y luego ...



Suimei: “HAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA”



El desgarrador grito de batalla de Reiji resonó en el aire. Con la espada lista, como si estuviera a punto de disparar un rifle y con la espalda baja, dejó escapar un gran rugido. Era como si estuviera disparando un espíritu de lucha o acumulando maná.



Su enorme grito de guerra resonó en el área, y cuando terminó, Reiji usó movimientos tranquilos para perforar el cuerpo del Golem con su brillante espada de Orichalco.



Reiji: “―Tsu !!”



Una voz sin sonido, dejando escapar su rugido solo en su corazón, Reiji asaltó al Golem que había perdido su invencibilidad. Después de cortar el brazo extendido que vino a golpearlo con desesperación de un solo golpe, su espada penetró de inmediato en ese enorme pecho. Juzgando que debería apuntar al núcleo del Golem, la brillante espada de Orichalco lo atravesó.



Reiji: “OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOH!”



Una vez más, Reiji dejó volar su espíritu de lucha, como si quisiera hundir la espada en el Golem. Al ataque de Reiji que seguía empujando, el Golem se retorció. Usando el brazo restante, trató de amenazar a Reiji, pero Reiji volcó toda su voluntad para reducir el Golem, y no le prestó atención.



Mizuki: “S-Suimei-kun. ¿Qué hay de respaldarlo ...?”

Suimei: “Eso no va a suceder. Si lanzo magia ahora sería peligroso para Reiji. Además, el único que podría terminar eso es Reiji”.

Mizuki: “Sólo Reiji-kun ...?”

Suimei: “Así es. Los que niegan a Nietzsche son los ídolos de Dios. Al final, el enfoque de Nietzsche quedó cautivo de Dios después de todo. Y como Reiji tiene protección divina, puede cortar ese Golem”.



Sí, Reiji tenía la protección divina de la diosa Alshuna. Con esa protección divina, sus poderes se fortalecieron, y si esa protección divina se mezclara en su cuerpo y poder mágico, se convertiría en una poderosa arma contra del Golem. Incluso en este mundo, la fortuna y la desgracia del pueblo fueron decididas por Dios. Por lo tanto, si puede verter el poder mágico que se mezcló con el poder de la Diosa…



Suimei: “Reiji! ¡Condúcelo! ¡Condúcelo y libera tu poder mágico!”



Como si respondiera a ese grito, Reiji se concentró en su poder mágico acumulado y usó su espada como intermediario para introducirla en el Golem. Y luego, la brillante espada de los Orichalco rompió donde fue clavada en el Golem.



Reiji: “T-tsu!? ¡¡Mi espada!!”

Suimei: “Reiji !!”



En medio de esas chispas que volaban como un rayo que acaba de golpear, Suimei usó la magia para alejar a Reiji.



Y el Golem, una vez más, se levantó sin colapsar.



Reiji: “..., no es bueno. ¡Solo un empujón más, solo somos un empujón ...!”

Suimei: “Es malditamente tenaz ... Espera un segundo, haré una espada”.



Sacando el frasco del bolsillo de su traje una vez más, Suimei estaba a punto de hacer la Katana de mercurio una vez más cuando ...



Reiji: “No.”

Suimei: “Reiji?”



Sin reflexionar sobre el peligro, Reiji se adelantó. ¿Qué estaba tratando de hacer? ¿Encontró ese empuje necesario para ganar? ¿O fue la temeridad de alguien que se había desesperado?



Y la respuesta a esa pregunta, salió de la boca de Reiji.



Reiji: “¡Dame poder ... ¡Mi sacramento, responde a mis deseos una vez más!”



Cuando Reiji tomó el Sacramento y gritó, su cuerpo fue tragado por la luz azul que dejó escapar el Lapis Judaix.


986 Lecturas

Notas

IO: Entrada/Salida Input/Output.

Katana: Espada estilo japonés