Death March Capítulo 237: Cita




Manual




Aquí Satou. Hablando de jardines de decoración, cuando viva en la ciudad, creo que he visto solamente árboles en la carretera y plantas decorativas en esos lugares.

A veces tomo paseos por el parque, pero es una lástima que hacerlo al amanecer después de una noche entera estando de fiesta probablemente me haga ser interrogado por la policía.

 

••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

 

Karina: “¡Ahora vámonos!”

Tama: “Sí”

Pochi: “¡Roger, Nanodesu !!!”

 

Tama respondió al grito de Lady Karina con su habitual actitud despreocupada, pero Pochi alzó la voz más fuerte que de costumbre.

Me pregunto si la ligera desesperación que he oído es debido al estrés por la ausencia de carne.

De ahora en adelante, dejemos en días solamente el castigo sin carne.

 

Satou: “Mañana por la mañana prepararé un menú completo de carne, así que haz lo mejor que puedas.”

Pochi: “Guah, voy a dar lo mejor-nodesu!”

 

Pochi, que ha recuperado el brillo de sus ojos, levanto sus manos y su ánimo.

 

Tama: “¿Completo?

Satou: “Así es. Comenzando con tres clases de carne asada como los ‘hors d'oeuvre’, shabushabu, karaage, pollo teriyaki, estofado de carne de vaca, y, por último, pero no menos importante, filetes gruesos. Por supuesto hay siete clases de filetes de hamburguesa incluyendo el estilo ortodoxo japonés y el estilo occidental. Para el entremés, habrá camarones y platillos de cangrejo con sukiyaki.”

 

La cola de Pochi se balancea más rápido cada vez que narro cada artículo.

 

Pochi: “Aaa .... Lo estoy esperando demasiado, ¡no sé qué hacer nanodesu!”

Tama: “Wakuwaku ~”

Liza: “Suena maravilloso, para vaciar mi estómago, también participaré en la exploración del laberinto hoy.”

 

No es sólo Tama y Pochi quienes no pueden expresar su alegría, Liza parece estar emocionada con el festival de la carne, su cola está golpeando en el suelo.

 

Les gusta mucho la carne uh.

Veo partir a las enérgicas chicas bestia con un, “Den lo mejor”.

Sentí una ligera compasión hacia Erina y los otros que están siendo arrastrados por Lady Karina, pero como ellos también participarían en el festival de la carne, los animé a trabajar duro también.

 

••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

 

Zena: “Satou-san, hoy es un buen día, ¿no?”.

Satou: “Sí, las nubes aparecen inusualmente, eso que la luz del sol se sienta agradable.”

 

He venido a la posada donde se aloja el escuadrón de Zena-san, pero Zena-san que ha estado esperando delante de la puerta de la posada se ve muy tensa.

 

Hmm?

¿De qué se preocupa después de todo este tiempo?

 

Salí del carruaje que he pedido prestado para la cita de hoy y acompañé a Zena-san.

Podría sentirse avergonzada porque Lilio y algunos otros rostros desconocidos del escuadrón están mirando curiosamente desde el otro lado de la puerta.

 

El viejo cochero pone un taburete en el suelo para apoyar a Zena-san que lleva falda para subir al carro.

Es alguien enviado por la asociación de transporte, que a menudo empleo cuando uso el transporte de la cabina, ya que conduce el coche con cuidado y es inesperadamente atento a pesar de su comportamiento taciturno insociable.

 

Satou: “Zena-san, ¿ya has tomado el desayuno?”

Zena: “S-sí”.

 

Su reacción es un poco lenta cuando hablo con ella.

¿Tal vez su estado no es bueno después de todo?

 

Satou: “Si todavía no te sientes bien, ¿por qué no posponemos la salida?”

Zena: “No, estoy bien.”

 

Ella no se ve tan bien, así que voy a refrescarla en un lugar con buenos paisajes.

Le di instrucciones al viejo cochero para que nos llevara al parque cerca de la Mansión de la Hiedra.

 

••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

 

Zena: “No sabía que en esta ciudad hay un lugar tan rico en vegetación.”

Satou: “Hay una instalación hecha por alguien llamado Elfo Sabio cerca que permite que el agua de una fuente de agua fluya sobre la superficie del suelo. La naturaleza aquí es rica como efecto secundario.”

 

Narro lo que Leriril me ha dicho a Zena-san, que tiene los ojos muy abiertos después de ver los árboles y el césped del parque.

De hecho, no es simplemente una fuente de agua, también extrae [Mana] de la vena terrestre.

 

Dicho esto, puesto que el vigor de Zena-san ha regresado un poco, vamos a caminar aquí.

Le digo al viejo cochero que pare el carruaje en la pradera cerca de la entrada del parque.

 

Satou: “¿Te gustaría dar un paseo?”

Zena: “Sí, me alegraría mucho.”

Satou: “Se siente realmente refrescante caminar por aquí, estoy seguro de que se sentirá agradable.”

 

Le digo al viejo cochero que espere aquí, tome la mano de Zena-san y camine tranquilamente por el camino bajo las sombras de los árboles.

 

Zena: “Satou-san...”

Satou: “Sí.”

 

No le pedí a Zena-san que continuará, ella estaba vacilante después de decir mi nombre, voy a esperar a que recoja sus palabras.

 

Es muy fresco aquí, probablemente debido al vapor del rocío de la mañana.

Además, los sonidos de los pájaros que gorjean entre los árboles son realmente agradables en los oídos.

 

Zena: “Um, Satou-san, ¿has sido un noble desde que estabas en la ciudad de Seryuu?”

Satou: “No, yo era un plebeyo normal en ese momento.”

 

Parece que ella quería oír eso, los hombros de Zena-san pierden su tensión después de oírme decirlo.

No es una cosa tan importante ¿verdad?

 

Hablé brevemente de cómo salvé a algunos parientes de un noble de los ladrones, los llevé con el barón de Muno que terminó en Liza y los otros repeliendo a los monstruos que atacaron la ciudad de Muno, como resultado, se me concedió el título de caballero por el barón.

 

Zena: “.... ¿Entonces, esa hermosa persona de antes es?”

 

Alguien a quien Zena-san se expresó con [Hermosa], ¿lo que significa que es o bien Lady Karina o Nana?

Probablemente sea Lady Karina ya que la he presentado a Zena-san antes.

Le explique, adivinando así.

 

Satou: “¿La mujer de pelo rubio con risos?”

Zena: “S-sí”.

Satou: “Ella es Karina-sama, hija del barón Muno, ella había querido venir a la ciudad laberinto desde hace mucho tiempo, ahora se está divirtiendo explorando el laberinto guiado por Liza y los demás.”

 

Zena-san parece desconcertada, supongo que la hija de un barón explorando un laberinto es inesperada.

 

Satou: “Probablemente quiera ser fuerte, ya que dijo que quería convertirse en la ayudante del héroe.”

Zena: “¡Puedo entender eso!”

 

Lo entiendes uh

Zena-san y Lady Karina podrían llevarse muy bien inesperadamente.

 

••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••••

 

Mientras estábamos de paseo, hablé sobre el evento cuando conocí a Mia y Nana.

Por supuesto, no puedo decirle exactamente la cosa sobre el [Laberinto de Trazayuya] y [Zen], así que he revisado el contenido aquí y allá.

 

Oí un pequeño sonido del estómago de Zena-san durante ese tiempo.

Probablemente no haya comido el desayuno después de todo.

 

El espacio donde Tama toma la siesta debiera estar delante de estos árboles.

Vamos a almorzar allí hoy.

 

No podemos verlo desde el carril, pero si se sigue el camino de los animales un poco, se puede llegar al espacio de descanso de Tama.

Pequeñas mariposas están volando entre la luz del sol entre los árboles, pequeños animales parecidos a ardillas asoman su cara desde la sombra de las ramas.

Es un espacio que es muy agradable para los corazones.

 

Puse una sábana en el prado para que nos sentáramos y sacamos bocadillos y Karaage de ballena de la lonchera que he hecho esta mañana.

He preparado limonada con miel como bebida. Aunque he dicho limonada, he usado algunas frutas del tamaño de un balón que saben a limón para hacer el jugo de fruta.

 

Zena: “Um, Satou-san tiene habilidad de [Caja de objetos]?”

Satou: “Oh, esta bolsa es un objeto mágico, igual que la [Caja de objetos], puede contener muchos artículos”.

Zena: “Eres increíble, eres como el mago de los libros ilustrados.”

 

Pasé la bolsa mágica a Zena-san, que la estaba admirando ansiosamente, dejándola tocarla como quisiera.

 

Lo escondí en la ciudad de Seryuu, pero no hay problema en mostrarlo ahora porque lo he estado usando normalmente con la bolsa de hadas de todos como camuflaje desde que llegamos a la Ciudad Laberinto.

Sorprendentemente, no había nadie que tratara de robar esta bolsa, ya que parecía que la Placa de Hierro Rojo funcionaba como repelente.

 

Satou: “Ahora bien, por qué no comemos.”

 

Pase a Zena-san una servilleta de papel hecha a mano y le enseño la manera de comer el sándwich.

Vamos a comer el sándwich envolviéndolo en servilletas de papel, pero he traído dos tenedores para el karaage.

 

Zena: “¿Es esto pan blanco? Esta es la primera vez que he visto un pan tan delgado y suave.”

Satou: “Es una especie de pan blanco llamado hogaza de pan.”

 

Hice este pan para Arisa que lo pidió con fuerza.

Conseguí la levadura de pan en la Capital Real, pero me tomó medio mes antes de que pudiera hacer un buen pan.

 

Arisa mordió el pan en su boca mientras corría por el pasillo, diciendo: “Llego tarde, llego tarde”, lo que la hizo se regañada no sólo por Liza y Lulu, sino también por la Sra. Miteruna.

Entiendo la parodia, pero no lo que estaba tratando de hacer.

 

Satou: “Podrías comer este karaage tal como está, pero sumergirlo en esta salsa roja o esta salsa amarilla haría que tu sabor sea aún más delicioso.”

 

El rojo es una salsa de tomate ligeramente dulce, el amarillo es una salsa de mostaza ligeramente amarga.

 

Hay dos clases de sándwiches; de huevo, queso y jamón.

También había preparado copos de atún, pero como esa peculiar sensación de escamas era muy popular entre las criadas de la mansión que la probaron, lo deje pasar esta vez.

 

Zena: “Delicioso”

 

Zena-san murmuro una sola palabra y se queda sin habla después de mordisquear un bocado ligero.

Ha pasado un tiempo desde que vi tal reacción.

 

Zena: “Es realmente delicioso, pensé que el rojo era pimienta, pero es dulce, ¿verdad?”

Satou: “Sí, eso es un condimento elaborado con la fruta que es especialidad de la capital real llamada tomate.”

 

Parece que el sándwich y el karage fueron del gusto de Zena-san, ya que fueron a su estómago en un abrir y cerrar de ojos.

Mientras Zena-san está comiendo un desayuno tardío, le hablo de mis visitas al taller y de la boda de Sir Tisrad en el castillo del duque en la capital del duque con humor.

 

Cuando Zena-san escucho sobre los fuegos artificiales que adornaron la boda al final, ella dejó escapar un suspiro como si fuera envidiosa desde lo más profundo de su corazón, “Suena maravilloso”, mientras miraba encantada.

 

Como ese comportamiento era tan lindo, inconscientemente le prometí a Zena-san que le mostraría los fuegos artificiales la próxima vez.

Me sentiría mal si tuviera que preguntar a Arisa, así que vamos a hacer algunas herramientas mágicas que pueden disparar fuegos artificiales una vez más.

 

Con Zena-san que se ha recuperado completamente, dejamos atrás el parque.