Haken no Kouki Altina Capítulo 17: El Trueno Acercándose (Prologo 1)




Manual




Belgaria, Año 851 del Imperio

 

Una mañana temprana de finales de abril. Todavía estaba frío en la región norte.

Había estado nevando desde la noche anterior, pero la nieve se derritió al amanecer. Debido a eso, las paredes de la fortaleza estaban completamente húmedas. En un rincón de la fortaleza estaba la habitación del Estratega, Regis Auric.

Un pequeño rayo de luz despertó al dueño de la habitación. Se durmió leyendo en la cama anoche.

Había puesto inconscientemente su libro a un lado.

 

“Hnnn... ... Eh... ... ¿Ya es de mañana?”

 

Salió de la cama después de separarse de su delgada manta, abrazando sus hombros ya que hacía demasiado frío.

 

Regis cruzó la pila de documentos y se dirigió hacia su escritorio. Encima de los documentos había una lámpara de aceite.

Su mano buscó en la oscuridad la tinderbox.

 

Hace unos días, durante su cumpleaños el 23 de abril, Regis recibió una caja escarlata, que guardó en un cajón.

 

Luego sacó un pedernal y un spill. (Sinceramente no recuerdo como se llama este objeto en español, pero es como una herramienta para crear fuego con fricción)

 

Después de eso, abrió la tinderbox y apretó la placa de metal abollada. Las chispas se crearon cuando el golpeador del fuego golpeó el pedernal.

 

Extendiéndose ante la abolladura, pequeñas llamas aparecieron cuando la leña se iluminó.

 

Regis usó el spill para transferir las llamas que se balanceaban. Para evitar que el fuego se extinguiera, lo movió con cuidado hacia la lámpara.

 

Regis puso rápidamente la tapa de cristal de la lámpara de aceite después de que la habitación estuviera iluminada.

 

Debido a que el fuerte Volk hacía uso de los túneles, sólo el mínimo de luz podía entrar, lo que era insuficiente para el papeleo.

Incluso si fuera durante el día, la lámpara todavía se utilizaba.

Además, para los días que eran más fríos, había una necesidad de usar el calentador......

Incluso la leña era una mercancía valiosa.

 

Estaba lo suficientemente frío como para ver su propia respiración, pero no lo suficiente como para congelar su mano. Regis extinguió el spill quemado presionándolo sobre una bandeja metálica.

 

El carbón encendido se apagó cuando el tinderbox fue cerrado. El pedernal también se guardó de nuevo en el cajón.

Regis se quitó la ropa nocturna y buscó su uniforme militar que colgaba de la pared.

 

Regis ya estaba acostumbrado al uniforme del Regimiento Fronterizo Beilschmidt.

Aunque era problemático que hubiera un montón de botones, era eficaz contra el frío.

Las barras en los hombros eran las mismas que antes.

Cuando Regis estaba en la capital, fue informado por el comandante en jefe, Latreille, que sería promovido a oficial 3er grado.

 

Como él todavía tiene que recibir la orden, todavía era un funcionario de administración de 5to grado--

 

¿Se canceló la promoción?

 

Siguiendo este tema, cuando se enfrentaron a la persecución del Primer Ejército, los Caballeros de los Lobos Blancos, Regis utilizó la estrategia de fuego sobre ellos y redujeron su número a más de la mitad.

 

Si yo fuera Latreille, también me resultaría difícil conceder la promoción.

 

Aunque era una pena que no pudiera ser promovido, pero... sus logros fueron exagerados. De hecho, Regis sintió que era un milagro que no fuera despedido.

Era porque tenía baja estima, las razones eran que su esgrima era inferior incluso a un niño, incapaz de usar un arco y ni siquiera poder montar a caballo.

 

Como soldado, era más inútil que un anciano que llevaba equipaje. Después de cambiarse, Regis pareció notar algo en la mesa.

 

“¿Huh?”

 

Sobre la mesa había un nuevo documento--

 

Era un informe sobre la lucha interna en el regimiento.

La unidad en la que Regis actualmente sirve es oficialmente llamada; Regimiento Fronterizo Beilschmidt.

 

La comandante era Altina-- La cuarta princesa, Marie Quatre Argentina de Belgaria.

Ahora se le conocía como el Ejército de Marie Quatre.

Aunque la esgrima de Altina fue reconocida, ella todavía era una niña de 14 años. Aun cuando iba a cumplir 15 años en mayo, todavía era una niña.

 

Jerome Jean de Beilschmidt era completamente responsable de la unidad de combate.

Era aclamado como un héroe y un caballero, el tipo que cargaba en el frente en el campo de batalla.

Sin embargo, a los dos no les importaban los detalles.

Algunos dicen que los grandes hombres no se burlarían de los pequeños detalles o simplemente podrían ser toscos y descuidados...

 

Una gran parte del ejército imperial regular fue entrenado desde la juventud, pero eso no importaba.

Sin embargo, el ejército de Marie Quatre había reclutado a mucha gente nueva.

Esos iban desde los soldados en el fuerte antes del asedio, hasta los mercenarios.

También había líderes uniéndose con sus propios hombres.

 

Debido a eso, los soldados regulares y los nuevos soldados solían discutir. No importaba la época, la diferencia en la cultura conduciría a choques.

Los soldados no eran caballos, cuando la población aumentaba, las disputas también aumentarían.

 

Para resolver su insatisfacción, había una necesidad de resolver cada caso con cuidado.

Sin embargo, Regis no tenía ese tiempo para hacerlo debido a la severa falta de oficiales de administración.

Por sí mismo, estableció la organización de las unidades y la división de suministros, así como el arreglo preliminar de las estrategias esperadas.

Por lo tanto, Regis encontró una asistente.

El nombre de la persona que se redactó el informe se encontró en uno de los documentos.

 

“Así que es Lilim.”

“Si, estoy aquí.”

 

La voz provenía desde la pila de documentos.

 

Regis se retiró unos pasos atrás cuando la voz le sorprendió desprevenido.

 

“¿¡Awawa!?”

“Perdóname.”

 

De repente, apareció una sirvienta de cabello negro y piel morena. Aunque joven, Lilim ya era la sirvienta principal del príncipe Auguste.

Originalmente, no tenía nada que hacer en el Regimiento Fronterizo Beilschmidt, pero debido a su valioso sentido de mediación, Regis le confió la tarea para resolver las disputas dentro de las fuerzas.

Lilim estaba de pie entre la pila de documentos después de quitar el polvo de su ropa.

 

“Mis disculpas, esta mañana cuando estaba entregando los documentos, usted todavía estaba descansando.”

“A, ah... ... En ese caso, ¿no estaría bien si lo colocaras sobre la mesa?”

“Sí, eso era lo que pretendía hacer, pero...”

“¿Pero?”

“Me dormí después de verle durmiendo.”

 

Parece una razón válida, pero al mismo tiempo, no parece una.

Sin embargo, no hay duda de que ella ha estado ayudando recientemente.

 

Ya sea revisando documentos, clasificando los problemas e incluso la mediación los hizo correctamente.

 

“... … ¿Es así? Gracias.”

“¡Terminar el trabajo es la mejor alegría que se puede alcanzar!”

 

Lilim lo dijo con una sonrisa. De repente, la puerta se abrió.

 

“Sir Regis, ¿ha despertado?”

“Aahh.”

 

El que entró en la habitación fue el joven caballero, Eric Michael de Blanchard.

 

A pesar de que tenía sólo 16 años, en Belgaria, con 15 años era considerado un adulto, por lo que ya era un caballero excepcional.

Un hermoso cabello dorado y refrescantes ojos color esmeralda, junto con una voz que suena tan clara como la de una chica.

Cuando su padre murió, para proteger a su familia, tuvo que heredar su apellido ya que no tenía hermanos.

 

En comparación con eso, había cosas mucho más importantes.

 

“Buenos días, Reg--”

 

Eric quien acababa de entrar fue sorprendido, igual que una estatua. A este punto, la cara de Regis comenzó a enrojecer.

 

“Ah, eso... ... no es lo que piensas.”

“¡Pero ¡qué está pasando! Sir Regis, ¿por qué se quita los pantalones delante de una niña?”

“Es un malentendido, Eric, por favor cálmate.”

“Dejando a Su Alteza y Miss Clarisse de lado, ¿cómo le pudo hacer esto a una niña?”

“¿Eh?”

 

Lilim inclinó su cabeza.

 

 

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

 

“¡Ajajajajaaj!”

 

Mañana, Fuerte Volk, comedor de oficiales—

 

Altina estaba abrazando su estómago, riendo en voz alta Los hombros de Regis estaban caídos.

“...... No es gracioso en absoluto......... Casi me muero allí, socialmente.”

“¡Lo, lo siento mucho!”

 

Eric tenía un rostro culpable.

En la cantina estaban Regis, Altina, Eric y Clarisse sentados juntos.

 

Lilim fue a la habitación de Auguste --- Felicia, para servirle el desayuno.

 

Por cierto, a petición de Felicia, su guardaespaldas, Eddie Fabio de Balzac, vivía en la misma habitación que ella.

Aunque las partes involucradas lo negaron, estaba claro que estaban en una relación, lo cual no era un problema de todos modos. (Le debe de dar como caja toda la noche…)

Para los soldados, tanto el príncipe como el duque eran varones, por lo tanto, no debería haber ningún problema...

Altina no pudo dejar de reír después de escuchar el malentendido injustificado.

 

“Ajajaa... Mi estómago, duele...... Ajaja... ja. Sin embargo, es bueno que no tengas ese tipo de intereses.”

“Eso es obvio.”

“En ese caso, cuéntame lo que buscas en las chicas.”

“...... E, en lugar de este tipo de pregunta, debemos considerar los problemas que se han acumulado. Incluso si es el desayuno ahora, no podemos perder el tiempo.”

“Tch...”

 

Altina chasqueó la lengua, Regis la ignoró y siguió hablando

 

“... En ese caso... debiste haber escuchado... Anoche, las noticias sobre la muerte de la reina de Britannia han llegado hasta nosotros.”

“Sí.”

 

Altina enderezó su postura.

 

“... El mensaje urgente llegó el día 25, la muerte ocurrió el día 15”.

 

En otras palabras, en el primer día del aniversario de fundación, la reina del país vecino había muerto.

Esta era una época en la que los mensajes necesitaban tiempo para viajar cuando sucedía algo importante.

Cuando descubrieron enemigos, usarían señales de humo o sonido para transmitir el mensaje.

Aparte de eso, por lo general las noticias eran escritas y entregadas a caballo.

Si la situación lo permitía, podrían cambiar de caballo en estaciones de relevo con el fin de acelerar la entrega, pero sería difícil para la línea del frente.

 

La distancia entre la ciudad Tuonvell y el Fuerte Volk era de unos 23Li (100 km). No había una estación de relevo en el camino, ya que tenían que pasar el bosque en el que residen los bárbaros.

 

Altina y el rey bárbaro, Diethart, tenían un acuerdo secreto, por lo tanto, era seguro para los soldados de Belgaria... ... Sólo que la alianza con los bárbaros todavía no ha sido publicada.

 

Los mensajeros avanzaban cautelosamente en el bosque, de ahí que llevaría mucho tiempo entregarla.

Aun así, la entrega del informe tiene sus propios profesionales. Por ejemplo, había poca necesidad de preocuparse por los espías.

 

Incluso si hubiera espías, las personas que abandonaran su regimiento o base serían muy visibles.

 

En el ejército, definitivamente habría uno o dos espías... Con esto en mente, ni siquiera pueden bajar la guardia incluso durante el entrenamiento. Lo mismo sucedía con los espías que escapaban o con los que seguían mezclándose en el ejército. Además, había otras razones más difíciles.

 

Si en el futuro hubiese inventos que no requerirían la mano de obra, la situación sería diferente.

Regis continuó sobre el tema.

 

“High Britannia es un país que es gobernado por una reina, el parlamento dirige al país. Según su tradición, una vez por semana después de la muerte de su reina, el luto terminará y la próxima reina será coronada.”

“¿Parlamento?”

 

Preguntó Altina.

 

“Es similar a los nobles de Belgaria, sólo que tienen más poder. Por ejemplo, no importa lo que ordene la reina, si 24 de 30 miembros se oponen, esa orden no se llevará a cabo”.

“¡Oye ~ son poderosos!”

“... Sí, es algo así como un dispositivo de seguridad para prevenir tiranos. En circunstancias normales, la decisión final recae en la reina sobre qué políticas utilizar.”

“Ahhh, ya veo. Todavía siento que es un sistema interesante”.

“La nueva reina suele ser elegida por la reina anterior, reconocida por el parlamento...... Sólo que la muerte de la reina no es repentina, sino que murió en su lecho de enferma...... La nueva reina probablemente ha sido elegida.”

“En ese caso, ¿cuál es la parte importante de eso?”

“Si se elige al sucesor, creo que su postura actual no cambiará. Por otro lado, si fue un asesinato... “

“Ah, ya veo.”

 

Altina asintió con la cabeza, aunque no fuera muy versátil en política, no era una tonta.

 

“Latreille quien está en la capital también debería estar pensando en esto. En particular, High Britannia no aumentó su ejército. Bueno, parece que el segundo ejército ya fue enviado...... Al menos, no recibimos órdenes.

 

“Ya veo... Regis, ¿cuál es tu opinión sobre esto?”

“... ¿No es un poco inapropiado? Su gobernante acaba de morir no hace mucho tiempo y si enviaron a su ejército, resultará en una insatisfacción innecesaria. A menos que estemos buscando una pelea, en este momento deberíamos evitar una guerra con High Britannia”.

“Parece que el reino desarrolló recientemente una sorprendente tecnología”.

“... ... Ahh, la tecnología de los motores de vapor. Los ferrocarriles y los barcos a vapor acortan el tiempo para la entrega de mercancías. Cuando sea más rápido, humanos, bienes y noticias también tomarán menos tiempo para viajar...... Si en el futuro hay una tecnología que permita la comunicación a larga distancia, no hay duda de que la vida de la gente cambiará dramáticamente”.

“¿Comunicación de larga distancia?”

“Ni siquiera puedo imaginarlo, ¿sabes?”

“¿Con una voz muy fuerte?”

“... ... Eso, ¿creo que es un poco diferente de eso?”

“Sin embargo, si tienen alguna tecnología sorprendente, deberían estar atacándonos, ¿no?”

“Bueno... ¿Hay países que quieran librar una guerra contra Belgaria?”

“Eso no importa, la gente del ejército quiere probar su poder si lo tiene, y las personas con autoridad usan su influencia como quieren”.

“Ya veo.”

 

Regis no tenía un fuerte sentimiento en esto, ya que no era raro que un país que era más superior librara una guerra.

Repentinamente, Regis recordó algo que lo molestaba una vez.

 

“... Altina... ya que ahora tienes más fuerza militar que antes. Si aumenta aún más, ¿pelearás con Latreille?”

 

Altina pensó por un rato, su expresión era seria a diferencia de la habitual.

 

“... ... si el pueblo apoya esta guerra”.

“Eso es justo como tú.”

 

Ha crecido, pensó Regis. Sus fracasos pasados dieron lugar a que ella lo considerara más.

 

Si Regis quería hacer las cosas difíciles para ella, podría hacer preguntas como:  “¿y si la mitad de la población lo apoya?”.

Por ahora, estaba bien si Regis era el único que pensaba en ello, el gobernante no necesitaba ser omnipotente.

 

“Entonces, ¿no haremos nada más que mirarlos?”

“... Sí... ... los fondos de guerra no son ilimitados.”

 

La preparación de la guerra, como aumentar las reservas de alimentos y aumentar el número de soldados activos, requeriría una gran suma.

Si se agotaran los fondos de guerra, ¿qué harían si hubiera una guerra el próximo año? Si eso sucediera, estarían en una difícil posición.

Los comandantes fueron obligados a tomar una decisión.

Altina frunció el ceño.

 

“Además, High Britannia está opuesta de la costa oeste, mientras que este fuerte está situado en la región noreste. Los ejércitos no están en espera, por lo tanto, preparaciones para la guerra serán necesarias, de lo contrario, no es posible”.

“... Ahh, así que es imposible.”

 

Precisamente, debido a eso deben centrarse en la frontera en su lugar -- Este pensamiento era posible, pero la situación actual hacía imposible fortalecer su equipo.

Tocar en este tema hizo que Altina recordara otras cosas.

 

“Hablando de High Britannia, me pregunto si Bastian está bien. Es de naturaleza enérgica, espero que no le pase nada.”

“¿El tercer príncipe Bastian? Parece estar estudiando en High Britannia ahora mismo.”

“Él se escapó porque no quería participar en la lucha política. Es propio de él, me pregunto si él es libre de espíritu o simplemente extraño.”

“... Lo investigué un poco... pero... ¿es realmente cierto?”

“¿Puede ser una mentira?”

“No estoy seguro...... pero hay numerosos rumores sobre el príncipe Bastian. Dejando al segundo príncipe Latreille, que controla a los militares, su reputación es aún más baja que el primer príncipe Auguste, postrado en cama.”

“Ah, sí. Él le trajo muchos problemas a otros.”

“No importa qué, el apoyo a los candidatos con los derechos al trono es indiscutible.”

“En ese caso, también se puede ver cómo que evita problemas en su lugar. Cada vez después de tener problemas, su madre o algunos parientes tendrían que ir y disculparse.”

 

Si el príncipe causaba problemas en el país vecino, eso sería desastroso... No se podía hacer nada si eso sucedía.

Regis recordó una historia.

 

“... He oído que él luchó con un grupo de mercenarios en una taberna en la capital, pero la razón por la que estaba en la taberna era desconocida, así como la razón de la pelea.”

 

La información que Regis recibió del personal de la taberna no era clara, sin embargo, la parte sobre el príncipe Bastian carente de respeto propio era clara.

Altina asintió con la cabeza.

 

“El año pasado Padre le ordenó que fuera prudente.”

“... ... ¿Le ordenó el emperador?”

 

Bastian dijo: “Fui y eché un vistazo porque me pareció interesante, entonces me di cuenta de que un camarero fue acosado por un borracho, así que fui a ayudar.”

 

“...... Ayudar, ¿es así?”

“Sí, también dijo algo como ‘Sólo me di cuenta de que mi mano derecha dolía después de golpear. Yo soy la justicia’.”

“...... justificó ir a la taberna sólo porque es interesante, que molesto.”

“Ahora que lo has dicho, tienes razón.”

“Él no puede afirmar que tiene razón sólo por su estatus e identidad. Parece que su punto de vista es limitado.”

“Sí, sí. No importa lo enfadado que estuviera, empezar una pelea en la taberna. Parece que Bastian no consideró nada en absoluto.”

“... ... Hace unos días, tú levantaste tu espada contra el segundo príncipe.”

“Argh... ...”

“Considerando que la personalidad de la hermana es así, no me sorprende que su hermano también sea así.”

“Uuu... ... Ah, no soy tan violenta como Bastian... Probablemente.”

 

Altina parecía resistirse a esto.

Eric alzó la mano.

 

“Lo siento... ... con respecto al comandante Latreille, ¿no hay nada que discutir sobre él?”

“¿Discutir sobre?”

“Hace unos días, luchamos contra el primer ejército. Por eso, ¿no seremos acusados de traición?”

“Ahh... …”

 

Era comprensible por qué los soldados estaban preocupados por esto. Aunque era infundado para Regis.

 

“...... Para acusarnos en el tribunal militar, tienen que probar que los Caballeros de los Lobos Blancos estaban actuando rectamente. El choque entre las dos órdenes... ¿Quién crees que es el que está equivocado?”

“Es cierto.”

“Son ellos. La razón por la que invitaron al príncipe Auguste a regresar a la capital era para revelar su verdadera identidad y anular la recomendación.”

 

Eric asintió con la cabeza.

Altina estaba escuchando seriamente.

 

“...... Entonces, ¿qué autoridad tiene Latreille para ordenarle al príncipe Auguste que renunció a sus derechos de herencia y que ni siquiera es un soldado?”

“Ah”

 

Altina y Eric asintieron con la cabeza de acuerdo.

En primer lugar, la acción de los Caballeros de los Lobos Blancos estaba fuera de su línea.

Latreille era de la realeza, así que era difícil leerlo, tal vez estaba pensando cómo general cuando dio la orden al primer ejército.

 

“...... Bueno, todavía tenemos que pensar en una contramedida si Altina recibe una orden para regresar a la capital.”

“¿Qué debo hacer si eso sucede?”

“Si eso ocurre, es probable que lo ordene como general. En ese caso, es necesario traer contigo a tu unidad y volver al Fuerte Volk para las preparaciones.”

“¿Y si me dijeran que fuera como esto o sola?”

“...... Si él está tan desesperado para hacer eso, puedes relajarte en cierto sentido...... Aunque hay jerarquías en el ejército, si te hace algo a ti quien iba con las manos vacías, será como anunciarle a la nación que asesinará a su hermana.”

“Ya veo. Qué despreciable.”

“...... La orden de atacar el Fuerte Volk es lo mismo, si tuvieras que morir en la batalla, sería un mal trato. El comandante que envía a sus soldados a morir mientras teme morir...... es lo mismo que anunciar que asesinará a su hermana. Este tipo de príncipe caído...... ¿Cuántos nobles crees que le apoyarán?”

“¿Si fuera su oponente, debo refugiarme primero con los nobles?”

“Sí, los nobles sólo apoyan a Latreille porque creen que se convertirá en el próximo emperador. ¿Crees que el emperador lo elegirá si cometió un acto tan deshonroso?”

“¡Ah, eso es cierto! Padre respeta al emperador fundador, L'Empereur Flamme. No es extraño que revoque los derechos de herencia de Latreille.”

 

Al final, esta lucha política debía permitir que el emperador la eligiera como el próximo gobernante.

 

Ignorando las críticas y no conociendo de vergüenza, usando su propia autoridad y poder para dañar a su propia hermana, sólo alguien inhumano haría eso. Incluso Latreille comprendía esto.

 

Si Latreille tuviera el cabello y ojos rojos, probablemente ya sería el emperador ahora. Pensando en ello, lo compadezco pensando de esta manera.

 

Bebiendo el té rojo que Clarisse preparó, la reunión para desayunar terminó para Regis y los otros.

En este día, Regis no tenía lugar para elegir. Con la información que tiene, no había otra opción.

 

Se oían gritos de agonía y gemidos

 

Soldados heridos fueron retirados lentamente. Regis frunció el ceño cuando se le notificó.

Dentro de la puerta principal que estaba en reparación había un campo de batalla. Los soldados cubiertos de sangre estaban acostados en las camas.

Evrard emitió una orden.

 

“¡Agua caliente! ¡¡Rápido, traigan un poco de agua caliente aquí!!”

 

Los caballeros corrieron con un vaso de agua sin preocuparse por su aspecto.

Jerome, quien llevaba armadura, se arrodilló junto a un soldado joven y comenzó a tratarlo. Sacudiendo la cabeza, se levantó lentamente con una mirada de enojo.

 

“¡Trae una bolsa para cuerpo aquí!”

“Ah, pero las oraciones todavía...”

 

El soldado que fue ordenado dio una voz preocupada. Jerome le envió volando con una patada.

 

“¡Este soldado! ¡Ahora está muerto! Este es un fuerte y es subterráneo. Esta no es una zona abierta con buena ventilación. Si no quieres que una epidemia se extienda, trae esa bolsa para cuerpo aquí ahora, ¡ve!”

“¡S, sí!”

 

Al mismo tiempo que gritó su respuesta, el soldado comenzó a correr para conseguir una bolsa para cuerpo.

Regis no tenía ninguna fuerza en sus rodillas, usando sus hombros para apoyarse en el muro de piedra.

 

“... … Ja, ja, ja.”

“¡Resiste ahí! ¡No te rindas!”

 

Era una voz femenina. Parecía que Altina estaba alentando a un soldado herido.

El hombro de aquel soldado estaba herido y sangraba mal, la doctora le estaba aplicando un vendaje.

El paño blanco estaba manchado de rojo.

Limpiar la herida y vendarla... La tecnología médica de esta era sólo podía hacer esto. Después de esto dependía de la capacidad de recuperación del paciente.

Un joven caballero llegó hasta Regis. Parecía que era el comandante de la unidad que resultó herida.

 

“¡Sir Estratega, hay algo que informar! ¡Los soldados que entrenaban en el bosque del norte fueron atacados!”

“... ... ¿Atacados?”

 

Casi la mitad de los heridos eran hombres jóvenes. Parecía que trajeron el equipo mínimo.

 

Eran los reclutas más recientes.

 

“Aunque se suponía que eran un equipo de patrulla, parece que fueron asesinados antes de que pudieran reportar.”

 

No sólo perdieron el contacto con los soldados que se suponía que reportarían avistamientos de los enemigos, sino que también los nuevos reclutas que estaban recibiendo entrenamiento fueron atacados.

Por lo tanto, un daño tan grande fue tratado.

 

Regis, quien se sentía repulsivo finalmente utilizó su cerebro.

 

“¿De qué país pertenecía el enemigo?”

“La bandera no se vio. Sin embargo, basándome en la dirección de donde vinieron y sus armas, creo que son del Gran Ducado de Varden de la federación Germana.”

 

Era el dueño anterior de este fuerte.

 

Aunque pequeña, la federación Germana tiene minerales de calidad y son financieramente aptos. Contratan grupos mercenarios excepcionales y recogen armas de calidad.

Regis usó una estrategia para capturar el Fuerte Volk, pero el poder militar de la federación no se debilitó por eso.

 

Jerome estaba agitado.

 

“¡Los bastardos de Varden! ¡No sólo no aprendieron su lección, sino que también pretenden recuperar este fuerte! ¿¡Crees que me sentaré aquí y esperaré a la muerte!? ¡Hey, tráeme mi lanza y prepara un caballo! ¡Voy a ponerme en marcha y comprobar si hay suficientes cabezas para que golpee!”

 

Era del tipo que expresaba sus sentimientos, sin embargo, era tan inusual de él exponer tanta ira.

Los soldados estaban sintiendo lo mismo.

 

“¡Por favor espera!”

“¿¡Esperar!? ¡Cómo puedo esperar! Oi, Regis, ¿seguro que quieres detenerme ahora?”

“...... un mensaje urgente acaba de venir desde la capital.”

 

Regis finalmente pronunció las palabras que quería decir. Jerome frunció el ceño.

 

“Qué mensaje, en este momento.”

“... ... En la mañana del 23 de abril, el puerto de Chaineboule fue atacado y ha caído. El Segundo Ejército está conteniendo al enemigo que ha desembarcado”.

 

Hoy era 30 de abril, 7 días habían pasado desde entonces.

 

Considerando en cuenta la red de los militares en la capital, debieron saber esto muy temprano...... me temo que la batalla ya ha terminado.

 

Él no era un dios, así que no tenía manera de cruzar el imperio y conocer la situación del campo de batalla.

Jerome gimió.

 

“¿El puerto del oeste? No esperaba que ese país nos atacara.”

“...… Es como esto. La nave enemiga es un buque de vapor... ... La bandera pertenece a High Britannia.”

“¿Qué hay de Latreille? ¿Qué dijo ese tipo?”

“El ejército ordenó, ‘preparen la mitad de la fuerza de las unidades y envíenlos al oeste’.”

 

Los soldados que escucharon esto comenzaron a vacilar.

 

Justo cuando el Gran Ducado de Varden atacó, un enemigo cuya fuerza era desconocida vino del oeste.

Después de eso, una petición para refuerzos por el comandante-en-jefe llegó.

 

Si la mitad de la fuerza fuera enviada al oeste, sólo la otra mitad se enfrentaría contra el Gran Ducado de Varden.

Con la terrible situación en la puerta principal extendiéndose, era comprensible para ellos estar inquietos.

Jerome estaba preocupado por sus hombres.

Él fue capaz de despertar su espíritu diciendo lo que pensaba, pero era capaz de hacer un juicio tranquilo cuando era necesario.

Altina, quien estaba junto a un soldado herido, se levantó.

 

“Regis, ¿cuál es tu opinión sobre el refuerzo al oeste y al enemigo que está atacando este fuerte?”

“Yo……”

 

No tengo idea.

 

Aunque era un estratega, no era particularmente inteligente, ni tenía una fuerte intuición.

Jerome miró hacia su dirección.

Los soldados también, movieron su vista hacia él.

Regis no tenía mucha confianza. Su corazón casi se detuvo y sus piernas se debilitaron cuando tuvo que expresar su opinión bajo tal situación.

Sin embargo, era el estratega actual de Altina. Escapar no era una opción.

Regis buscaba en su cabeza los libros que leyó antes.

 

Leyendo innumerables páginas, recordó historias tan numerosas como las estrellas.

 

“Yo... ... sólo sé esto como mucho...... Princesa.”

 

Regis sólo la llamaba 'Altina' frente a la gente con la que era cercana. Si no, él la llamaría 'princesa', ya que tenía miedo de que pudiera afectar la moral de las tropas desde cualquier malentendido.

 

“Está bien. ¿Qué debemos hacer?”

“...... Las preparaciones son insuficientes, falta inteligencia y estamos presionados contra el tiempo...... Aun así, debemos repeler primero al ejército del Gran Ducado de Varden”.

“¿Está realmente bien no enviar refuerzos al oeste?”

“...... Si enviamos refuerzos bajo tal situación, los soldados no podrán pelear sin preocupaciones. Sólo permitirá que el enemigo se acerque al fuerte.”

“Es realmente preocupante. Si el fuerte cae, las calles en las que viven sus familias serán peligrosas.”

“Sí. Sin embargo, también es un hecho de que no se repelen. Tal vez Varden se haya preparado para una guerra prolongada...... sugiero que terminemos esta noche.”

“¿¡Esta noche!?”

 

Era comprensible que Altina se sorprendiera.

Si la batalla estaba en una llanura, entonces se trataba de velocidad. Sin embargo, en la batalla de asedio, era normal que se prolongara durante días.

 

No importa quién gane.

 

Jerome sonrió, era una sonrisa llena de ferocidad.

 

“Kukuku... ... ¿Nos vamos del Fuerte?”

 

Era la única opción.

Regis respondió con un movimiento de cabeza.

Los soldados se miraron.

¡Para salir realmente de un fuerte ventajoso! Altina apretó el puño.

 

“Detrás del Fuerte Volk está la ciudad fronteriza, Tuonvell, que está llena de gente. Hacia el oeste, también hay ciudadanos que deben ser protegidos...... Ahora es el momento en que cumplamos nuestro juramento a nuestra bandera.”

 

La bandera del ejército de Marie Quatre era un escudo verde que representaba al pueblo.

 

Para proteger a los ciudadanos del imperio-- Altina levantó su espada.