Isekai Mahou wa Okureteru! Capítulo 125: Lección de magia bajo el cielo azul




Manual




Era el día después de que Suimei y el grupo de Reiji regresaran a la Capital Imperial. En este día, Suimei estaba junto con Felmenia en el callejón frente a la residencia Yakagi.

 

El cielo de la capital imperial era bastante claro, así que decidieron salir. Mirando hacia arriba el cielo era cortado por los edificios circundantes creando un cuadrado azul brillante. Junto con la luz del sol cayendo sobre el entorno blanco todo era deslumbrantemente brillante.

 

Y lo que los dos estaban haciendo en un ambiente tan agradable, era, por supuesto, una clase de magia. Como se esperaba, era simplemente la naturaleza de un mago dedicar tiempo a los misterios del mundo siempre que podían.

 

Cerca de la pared blanca detrás del edifico, Suimei comenzó a hablar con Felmenia quien estaba sentada en una silla.

 

Suimei: “―Ahora entonces, hoy también tendremos habrá clase, pero hasta ahora hemos hecho mucho eh”.

Felmenia: “Si. Ha habido magia moderna, entropía mística, técnicas litúrgicas, la manifestación de círculos mágicos y, finalmente, la forma de usar todo tipo de magia”.

Suimei: “Si. Con eso, creo que Felmenia tiene una comprensión firme de lo que es un mago”.

 

Tal como dijo, Suimei vio que Felmenia había crecido, pero ella no se sentía así, y mostró una expresión de autocrítica mientras hablaba.

 

Felmenia: “También me gustaría que ese fuera el caso, pero ... Lamentablemente, no tengo nada con lo que comparar ...”

Suimei: “En cuanto a eso, creo que está bien. Ayer empujaste a Reiji y a los demás a notar su forma de pensar con respecto a los atributos, ¿no? Está bien siempre y cuando tengas ese tipo de mentalidad. No existe una sola manera de pensar que sea correcta. No hay absolutamente ninguna ley única que establezca los fenómenos del mundo. Si entiendes correctamente que hay muchos enfoques, entonces no hay problema”.

Felmenia: “¿Qué quieres decir con muchos enfoques?”

Suimei: “En nuestro mundo, las leyes de la ciencia son generalmente conocidas, y todos piensan en ellas como una vara para medir. Sin embargo, en verdad, además de las teorías que explican los fenómenos del mundo, también existen teorías místicas, ¿verdad? En resumen, lo que acabo de decir significa que no tienes que quedar atrapada en una idea fija”.

Felmenia: “Pues...”

Suimei: “Veamos. Cuando escuchaste por primera vez de nuestra magia, nunca pensaste que podrías manifestar misterios sin la mediación de los elementos, ¿verdad?”

Felmenia: “Si. Eso es ciertamente cierto”.

 

Sin importar de que se trate, solo hasta que se entiende la teoría, los resultados comienzan a estabilizarse. Reconocimiento y revelaciones, eso a lo se le llama ‘eureka’.

 

Suimei: “En nuestro mundo, todo se piensa desde una perspectiva física, es un mundo dominado por la doctrina de lo material. Todo lo que tiene forma emite poder, actúa sobre otros objetos y da origen a resultados. Por ejemplo, no importa lo que sea, todo emite calor”.

 

Esto es exactamente por lo que incluso si el fuego es creado por la magia, la mente de una persona moderna simularía inmediatamente los movimientos de los átomos y las moléculas que actúan sobre los objetos en la atmósfera. Era simplemente natural. Debido a esa simulación, su comprensión se había estancado.

 

Felmenia: “... Ya veo, la gente normal del mundo de Suimei-dono piensa que el calor emitido como resultado de los hechizos y las acciones místicas son equivalentes al calor normal, por lo que lo niegan desde el principio”.

 

Para aprender magia, era importante despejar el pensamiento de que debe haber calor para crear cualquier cosa.

 

Suimei: “Si. Tal como dijo Felmenia, debido a que aquellos en el dominio súper sensible no pueden reconocer esto, solo creen lo que ven con sus propios ojos. Debido a que no pueden entender, no pueden seguir el proceso y no pueden perseguir el resultado. La magia es algo que puede usarse primero una vez que se hace una ‘comprensión’”.

 

A la inversa, si la comprensión de alguien estuviera a medias, el resultado también sería inestable. Esto se aplica a cualquier campo de estudio.

 

Suimei: “El preámbulo fue un poco largo, pero ya es hora de que empecemos. Así que hoy, lo que voy a explicar es ...”

Felmenia: “Le explicación de hoy será…”

 

Cuando Felmenia se lanzó hacia delante, tal vez porque estaba ansiosa, se estaba acumulando una extraña expectación. Mientras escuchaba un redoble de tambor en su cabeza a la vez que observaba a Felmenia mordiéndose los labios ansiosamente, lo que dijo a continuación fue ...

 

Suimei: “Sobre la producción de un horno de maná”.

Felmenia: “¡La producción de un horno de mana! ¿¡Dijiste que la producción de un horno de maná, verdad!?”

 

Al enterarse del contenido de la clase del día, Felmenia se emocionó aún más. No podía dejar de temblar de emoción, no podía evitar que se sintiera un poco orgullosa. Le horno mágico es una parte esencial de un mago después de todo.

 

Felmenia: “Y entonces, ¿qué se necesita para hacer un horno de maná? Reuniendo lo que escuché hace un tiempo, creo que tiene alguna relación con los órganos internos, pero es difícil pensar que se agrega uno nuevo en ...”

 

Felmenia ya había estado adivinando cómo funcionaba el horno de maná. Ella ya había presenciado su existencia en innumerables ocasiones y había visto su poder con sus propios ojos, por lo que probablemente tomó todo eso para considerar sus mecanismos por sí misma.

 

Cuando Felmenia comenzó a enumerar sus propias conjeturas, Suimei primero le dijo que se calmara antes de continuar.

 

Suimei: “Un horno de maná está ciertamente relacionado con el sistema de órganos internos, hay un pequeño matiz en la redacción de agregar uno nuevo, no se agrega estrictamente de forma corpórea ni nada, así que es un poco incorrecto”.

Felmenia: “... ¿Qué quieres decir?”

Suimei: “En otras palabras, en lugar de corporalmente, se agrega espiritualmente”.

Felmenia: “¿Espiritualmente?”

Suimei: “Así es. Hace uso del cuerpo de éter.”

 

Al escuchar esa palabra por primera vez, Felmenia frunció el ceño.

 

Felmenia: “¿El cuerpo de éter? Dijiste antes que el éter era un poder intangible que flotaba en el aire, pero ¿es esto algo diferente?”

Suimei: “Si. Es un poco complicado, pero es algo diferente de eso”.

 

Mientras decía esto, el pliegue en la frente de Felmenia se hizo más profundo. Fue ciertamente complicado. Era natural que ella estuviera haciendo ese tipo de cara. Incluso si uno excluye el éter como se mencionó en los estudios místicos, había una gran cantidad de cosas que llevan el nombre de éter. No había otra manera que estar confundido al principio.

 

Felmenia: “Desde el razonamiento analógico del matiz, ¿es algo relacionado con el cuerpo físico y el cuerpo astral?”

 

Por los componentes que ella estaba listando, Felmenia parecía estar pensando en eso correctamente. Ya que se acercó lentamente a una conjetura en su mente, Suimei le devolvió la mirada y respondió.

 

Suimei: “Eso es, es justo como dice Felmenia. El cuerpo de éter está relacionado con esos. El cuerpo de éter, el cuerpo físico y el cuerpo astral se consideran los tres pilares que componen a todos los seres vivos. En resumen, el cuerpo humano consiste en esos tres componentes conectados entre sí, y cuando alguno se daña, se pierde o se altera, entonces el humano en cuestión perdería su equilibrio”.

Felmenia: “El cuerpo físico está hecho de componentes materiales, el cuerpo astral está conectado a la conciencia y al alma ... Entonces el cuerpo de éter es ...”

Suimei: “El cuerpo de éter puede considerarse la porción espiritual ... Si lo expreso así, podría confundirse con el cuerpo astral que sostiene el alma. En términos generales... Veamos, se podría decir que el cuerpo de éter es como un plano para el cuerpo físico”.

Felmenia: “¿Un plano para el cuerpo físico?”

Suimei: “Así es. Es algo diferente de lo que se denomina científicamente como ADN, pero eso realmente no importa. Hablando de ello desde un punto de vista místico, el cuerpo de éter es algo similar. Cada órgano y parte del cuerpo humano se crea en base a este plano como origen, y se considera que siempre está influenciado por él. No es posible capturar una imagen de el con magia y verlo, pero junto a la par con el cuerpo físico, existe un corazón de éter, un cerebro de éter, brazos de éter, piernas y cabeza entre otros”.

Felmenia: “...? ¿Existe? Como se trata de un plano, una vez construido, ¿no será innecesario ...?”

Suimei: “Ciertamente, con ese matiz en la palabra modelo ese sería el caso, pero ... En verdad, es el mapa de la construcción del cuerpo humano, así como un manual operativo. El cuerpo de éter está siempre en una condición en la que forma un doble de la forma del cuerpo humano ...”

Felmenia: “... H-haah?”

Suimei: “Lo siento. No llegué a la conclusión. Para resumir, mientras que el cuerpo de éter es un plan, después de que se completa ese rol, también es un manual de instrucciones para el funcionamiento del cuerpo físico”.

Felmenia: “Ya veo. Si es así, entonces entiendo”.

 

Cuando se despejaron las dudas de Felmenia, Suimei se trasladó al núcleo del asunto.

 

Suimei: “Después de llegar hasta aquí, iremos un poco más lejos. Si el cuerpo del éter es un plano, entonces ...”

Felmenia: “¡Estaría bien simplemente reescribir ese plano!”

Suimei: “Sí, eso es exactamente”.

 

El punto de esta clase era exactamente como Felmenia supuso. Cada uno de los pilares tenía características especiales que atraían las circunstancias entre sí. Cuando el cuerpo físico sentía fatiga, naturalmente, la conciencia y el alma se debilitarían. Cuando el cuerpo astral era reducido, el cuerpo físico también se debilitaría. Y al igual que esos dos, cuando el cuerpo de éter se volvía extraño, las funciones del cuerpo físico se alterarían e incluso tendrían un efecto en el cuerpo astral.

 

Esto podría decirse que es una debilidad del cuerpo humano y plantea muchas desventajas. Sin embargo, la producción de un horno de maná era una técnica que cambiaba este argumento.

 

Después de confirmar la suposición de Felmenia, Suimei continuó su explicación.

 

Suimei: “Para usar el cuerpo de éter para alterar el cuerpo físico, existe la necesidad de alterar la conciencia del sujeto utilizando un enfoque por etapas. Al reformarse conscientemente a sí mismo como mago, se instaría al cuerpo astral a cambiar desde esa conciencia de sí mismo. El siguiente paso es alterar el propio cuerpo de éter con magia, y se cambia el plano para el cuerpo físico y el cerebro. Una vez que haya terminado, el cuerpo físico cambiará gradualmente, y al final, el cuerpo físico tendrá una vez más un efecto en el cuerpo astral, y se llegará a la etapa en la que la mente y el cuerpo están perfectamente alineados”.

 

Después de poner la explicación detallada a su fin allí, Suimei comenzó a generalizarla.

 

Suimei: “Así que, para resumir. Al utilizar el plano para el cuerpo físico, no estamos aumentando el número de órganos materiales internos. Sin cambiar su apariencia, estamos adjuntando una nueva funcionalidad al cuerpo físico. Esto se conoce comúnmente como un ‘órgano onírico’ y, cuando se descubrió por primera vez, se lo llamó órgano interno espiritual”.

Felmenia: “Ooh ... ¡Es una teoría que da una idea de las profundidades de los misterios!”

 

Al final, Felmenia se levantó de la silla y apretó los puños. Era la expresión brillante y emocionada de la emoción persistente de un mago que había recibido la revelación de un nuevo misterio.

 

En contraste con su emoción, la expresión de Suimei se volvió severa. Y luego lo que salió de su boca, fue una advertencia llena de preocupación.

 

Suimei: “Sin embargo, una vez que manipules el cuerpo del éter, ya no serás un ser humano. Estarás manipulando el plano que te hace un humano en primer lugar, después de todo. No solo el cuerpo físico, sino el cuerpo astral cambiará también. Ese tipo de cosas ya no pueden ser llamadas humanas”.

Felmenia: “...”

 

Ella perdería su humanidad. Escuchar el peso de esas palabras dejó a Felmenia incapaz de hablar. Perder su propia humanidad era algo que cualquier persona que tuviera sensibilidad común normalmente rechazaría. Si uno no fue educado como lo fue Suimei desde la primera infancia, entonces no hay nada anormal en dudar aquí.

 

Suimei: “Esta es una de las razones por las que llamo monstruos a los magos escandalosos de mi mundo. Desde el momento en que los magos poderosos han manipulado sus cuerpos de éter hasta estar satisfechos, sus vidas se han vuelto inagotables y la cantidad de poder mágico que tiene es ridículo. Incluso hay quienes han ganado una reserva de almas o han trascendido la muerte.”

Felmenia: “¿¡Muerte!? ¿T-tra-tra trascender a la muerte? ¿Significaría eso que son inmortales?”

Suimei: “Estrictamente hablando, no es que sean realmente inmortales. Sería más correcto decir que es difícil para ellos morir. Ya no se ven afectados por causas comunes de muerte como por ejemplo las armas convencionales, los desastres naturales, el tiempo de vida natural o las enfermedades. Aquellos que son liberados de los confines de la muerte son llamados Lich”.

Felmenia: “P-pero, aun así, ser liberado del ciclo de la vida y no morir es bastante considerable ...”

Suimei: “... Eso puede ser cierto, pero, bueno, esos bichos raros están realmente limitados a solo una pequeña fracción de los que tienen el talento para hacerlo. No es algo en lo que cualquiera y todos puedan llegar a ser”.

 

Suimei agregó esto, pero la sorpresa y el miedo de Felmenia aún no se habían desvanecido. La inmortalidad era uno de los sueños de la humanidad. Incluso si no podía alcanzarla con sus propias manos, probablemente había superado sus límites para sorprenderse de que había quienes ya lo habían comprendido.

 

Suimei: “Hay un dicho que dice: ‘Somos una existencia que no conoce los límites’. Después de que un humano manipula su cuerpo de éter, se convierten en lo que se conoce como un mago”.

 

Los son diferentes de los humanos normales. Esto también se aplica a su forma de vida, pero su existencia ya difería de la de los humanos. Con una mayor cantidad de misticismo como un ser vivo, podrían elevar su espíritu al siguiente nivel, disparar un intenso frío psíquico provocado por la magia, podrían manifestar ojos dorados y tenían un gran desinterés por las máquinas.

 

Habiéndose distanciado tanto de un humano, ya se habían apartado de la categoría de humanos.

 

Felmenia: “... Como soy ahora, aunque puedo usar la magia de tu mundo, significa que todavía no soy un mago, ¿verdad?”

Suimei: “Eso es correcto. Sería correcto decir que solo eres alguien que usa la magia. Sin embargo, eso es sólo depende de las circunstancias.”

Felmenia: “¡Significa que también me convertiré en un mago! ¿verdad ?!”

 

Haciendo un puño con ambas manos, Felmenia levantó las manos en señal de celebración. Para ella, este era un paso claro hacia su objetivo, por lo que probablemente elevó su motivación.

 

Suimei: “Y así, al mismo tiempo, sobre la asignación de tareas de Felmenia de aquí en adelante”.

Felmenia: “También he dado esa consideración. Tengo una gran tarea por delante”.

Suimei: “Así que te has dado cuenta de lo que Felmenia necesita ahora”.

Felmenia: “... Como se esperaba, es poder, ¿verdad?”

Suimei: “Hmmm?”

 

Felmenia estaba poniendo una expresión seria, como la que Reiji mostraba cuando hablaba del General Demonio. Sin embargo, debido a que era un gran salto de lo que estaba pensando, no pudo evitar quedarse estupefacto.

 

Sin embargo, como la niña ante él parecía estar buscando confirmación, ella continuó diciendo que lo que dijo era insuficiente.

 

Felmenia: “Lo he pensado desde hace un tiempo. Mi magia abrumadoramente no tiene suficiente potencia de ataque... ¿Cuál es el problema?”

 

Felmenia se volvió dudosa ya que Suimei no parecía reaccionar en absoluto. En respuesta, Suimei respondió con sus ojos en forma de puntos como si estuviera completamente aturdido.

 

Suimei: “... Ah, sí, por favor continúa”.

Felmenia: “Antes, en la pelea con Jillbert-dono, incluso con el apoyo de Lily tuve que sostener una batalla defensiva. Lo he estado pensando desde entonces, sobre cómo podría haber mejorado esa situación. Y luego he estado comparando cuidadosamente la forma en que he estado luchando hasta ahora y otras formas de pelear ...”

Suimei: “Y entonces, ¿por qué potencia?”

Felmenia: “Si. Después de mirar la forma de pelear de Suimei-dono, creo que me falta potencia”.

Suimei: “Eh!? ¿¡Yo!?”

Felmenia: “Además, cuando se trata de un mago de este mundo, el mayor ataque de Graziella-dono también tenía mucha potencia. Incluso después de ver a Lefille pelear con una espada, la he visto repeler los ataques de sus oponentes con los suyos aquí y allá. Así que, como pensé, lo que se ha hecho necesario es un aumento de la potencia”.

Suimei: “...”

 

Felmenia se volvió más apasionada mientras hablaba de ello. Y Suimei no tenía nada que decir a cambio.

 

Mientras él se preguntaba qué iba a decir, sintió que ella estaba ardiendo apasionadamente en una dirección diferente. Ciertamente, en lo que respecta tanto a Lefille como a Suimei, ellos tenían varios ataques diferentes con poderosos ataques individuales que podrían presionar a sus oponentes en la superficie. Cuando se trata de la opinión de Suimei, él pensó que la técnica de Felmenia era más delicada. Entre el grupo de Suimei, Felmenia siempre se había hecho cargo de las tareas domésticas y de oficina, roles que requerían una atención al detalle. La forma en que trabajaba era modesta, y también se mostraba en su magia. La facilidad con la que ella llegó rápidamente a una comprensión tan problemática era también una prueba de esto.

 

Suimei: (No, es normal que ella sea buena en los puntos delicados, entonces ¿está bien concentrarse en elevar la potencia de fuego?)

 

Actualmente, mientras estaba en este mundo, no había ningún problema con tener una potencia alta. Si ella era consciente de que la magia que usaba era siempre modesta, entonces no era necesario especializarse en esa dirección.

 

Felmenia: “¿Qué pasa? Suimei-dono”.

Suimei: “... De acuerdo. Tal como dice Felmenia, aumentemos tu potencia. ¿Vamos en la dirección de aprender a controlar la magia con un gran efecto y darle tu propio toque personal?”

Felmenia: “¡Sí!”

Suimei: “Bueno, para empezar, sobre el tratamiento médico relacionado con el cuerpo de éter y la fabricación de un altar ...”

 

Y justo cuando Suimei comenzó a hablar sobre la expansión necesaria para el horno de maná ...

 

Suimei: “Hm ...”

 

De repente, escuchó sonidos provenientes de la entrada del callejón. Debido a que el callejón frente a la casa solo conducía a la entrada de la casa de Suimei, no había otra posibilidad más que Lefille y los otros habían regresado, o algún otro visitante que venía a verlos. Debido a que los callejones de la capital imperial eran complicados, técnicamente también podría significar que alguien estaba perdido.

 

Cuando Suimei y Felmenia miraron hacia la entrada.

 

Lo que salió fue una chica que llevaba las túnicas de la Iglesia de la Salvación en un estado agotado.

 

Tenía la mano apoyada contra la pared y se quedó sin aliento, por lo que pudieron inferir que tenía bastante prisa.

 

Sin embargo, la apariencia de esa chica era familiar para ambos. No hubo error en que es la sacerdotisa asistente del héroe Elliot quien fue convocado en El Meide, Christa.

 

Suimei: “Tu eres...”

 

Sin esperar a que Suimei terminara su pregunta, Christa comenzó a hablar mientras aún respiraba con dificultad.

 

Christa: “Me disculpo por ser tan repentina. Hay algo urgente que debo transmitirle al Héroe-sama de Astel...”

Suimei: “A Reiji?”

Christa: “S-si ...”

Suimei: “¿Qué fue lo que sucedió?”

Christa: “Elliot-sama... Justo después de que Elliot-sama fue a la mansión de Duke Hadrias ...”

 

“Él no regresó”. Al escuchar esas palabras, Suimei y Felmenia comenzaron a actuar de inmediato.

Peso: 
0